Argentina: Boca suma alegrías, el resto pelea

Con el flamante campeón Boca Juniors otra vez de festejo, la última fecha de la liga argentina será clave este fin de semana para numerosos equipos que buscan su ingreso a las dos copas internacionales de la región o bien eludir el descenso.

Boca se coronó rey en el campeonato de primera división el domingo y la noche del miércoles venció 2-0 a Rosario Central para ganar la Copa Argentina, un torneo que duró más de un año y del que participaron 270 equipos de todos los niveles federativos del país.

Después de cuatro años sin títulos nacionales, Boca se alzó con la doble corona con Rodolfo Arruabarrena como técnico y Carlos Tevez con el brillo del que hizo gala tiempo atrás en las ligas de Brasil e Inglaterra cuando se coronó campeón, al igual que en mayo pasado en la italiana con Juventus, del que además fue su máximo goleador.

"Las finales hay que ganarlas; demostramos por qué somos campeones de todo", destacó Tevez tras la victoria ante Central en Córdoba y sin entrar en polémica por groseros fallos arbitrales que terminaron en goles: el primero lo marcó el uruguayo Nicolás Lodeiro de penal tras una falta inexistente y el segundo Andrés Chávez en posición adelantada. La televisión no dejó ningún resquicio para la duda.

Central tendrá una mini-revancha inmediata, al menos podría tumbar al nuevo campeón, ya que recibirá a Boca el domingo en Rosario por la fecha número 30 que definirá presencias directas en las Copas Libertadores y Sudamericana de 2016 o bien en liguillas que desembocarán en esos mismos destinos. Además, habrá un descenso en juego.

Boca y Central ya tienen asegurado el pasaporte a la Libertadores, ya sea por el título de liga o por Copa Argentina, mientras que el otro cupo directo se definirá entre San Lorenzo, que visitará a Rafaela y Racing Club --al que Boca desplazó como campeón-- que hará lo propio con Tigre. San Lorenzo tiene dos puntos más que Racing.

Además está en juego una liguilla pre-Libertadores en la que ya se aseguraron un lugar San Lorenzo y Racing y en la que otros candidatos a ingresar son Independiente, Belgrano y Estudiantes. River Plate tiene un lugar asegurado en la próxima Libertadores por ser el actual campeón.

Además, hay varios equipos que pugnan por ingresar a una liguilla pre-Sudamericana que clasifica hasta el puesto 20 en la tabla del torneo entre 30 conjuntos. Independiente, Belgrano y Estudiantes ya tienen asegurado un lugar, si es que no avanzan a la pre-Libertadores.

En la lucha entre los de abajo, aún resta definir quién acompañará a Crucero del Norte a la segunda división.

Luego de cuatro victorias consecutivas, Nueva Chicago conserva su ilusión gracias a las derrotas de Huracán y Temperley el pasado fin de semana.

Chicago, con tres puntos menos que sus rivales directos, para evitar el descenso tiene la obligación de ganarle el lunes a Quilmes y esperar ese mismo día una derrota de Huracán (local ante Belgrano) o de Temperley (recibe a Argentinos) para aspirar a un desempate.

Huracán corre riesgo de perder la categoría pero en el plano internacional está dando batalla, ya que la noche de este jueves recibía a River por una de las semifinales de la Sudamericana.

Todos los partidos rumbo a las copas, así como un eventual choque de desempate por el descenso o quizás más si hay triple empate, se jugarían en fechas a definir desde mediados de noviembre al seis de diciembre.

Inalcanzable con 64 puntos, Boca tiene a sus espaldas a San Lorenzo (58), Central, Racing (56), Independiente (51), Belgrano (57), River (49), entre los primeros puestos.

Otros partidos de la última fecha: Lanús-Sarmiento (viernes); Defensa-Godoy Cruz, Colón-Gimnasia, San Martín-Arsenal, Estudiantes-Unión, Olimpo-Banfield (sábado); River-Newell's, Independiente-Vélez (domingo).