Una corte federal de apelaciones en Nueva York informó el martes que no será antes de febrero cuando atienda los argumentos presentados por la NFL en el caso que involucra al quarterback Tom Brady con el uso de balones desinflados en la final de la Conferencia Americana.

La NFL ha presentado una apelación, luego que se invalidó la suspensión de cuatro partidos que le había impuesto al mariscal de campo de los Patriots de Nueva Inglaterra.

El Segundo Tribunal de Circuito en materia de apelaciones añadió que los argumentos podrían atenderse incluso desde el 1 de febrero. La liga y el sindicato de jugadores han accedido al cronograma. Los abogados presentarán alegatos por escrito antes de los argumentos en el tribunal.

Típicamente, no se toma una decisión antes de que se expongan esos argumentos.

El 3 de septiembre, el juez federal de distrito Richard Berman determinó que la NFL no había actuado apropiadamente cuando le impuso el castigo a Brady. La liga determinó que el quarterback había tenido conocimiento de que los balones estaban inflados a menos presión de la reglamentaria para el partido que los Patriots ganaron en enero ante los Colts de Indianápolis.