Jennifer Hudson, Gloria Estefan, Harry Connick Jr. y otros artistas se presentaron el viernes ante un jubiloso público en un concierto que le dio la bienvenida al papa Francisco en su primera visita a Estados Unidos y celebraba su mensaje de fe y benevolencia.

La actividad llamada "Una jornada en la fe", duró dos horas y se llevó a cabo en el Madison Square Garden; los artistas actuaron sobre un escenario blanco que pronto se transformaría en el altar desde donde el papa celebraría misa.

Hudson, la cantante ganadora de un premio Oscar y Grammy, cantó "Halleluja" con una orquesta y logró el clamor de los asistentes. Estafan cantó "Más Allá", Connick cantó "How Great Thou Art" y varios actores de Broadway se presentaron en el estadio de 20.000 asientos. Entre el público había dignatarios, miembros de órdenes religiosas y católicos comunes que ganaron boletos a través de sus parroquias.

El actor Martin Sheen fue el anfitrión de la ceremonia, producida por la Arquidiócesis de Nueva York, que abrió con una presentación de un coro católico de la Iglesia de San Carlos Borromeo en Harlem. Vestidos con sotanas blancas, se pararon frente al escenario decorado con flores blancas y bajo un enorme crucifijo de madera que colgaba desde el techo del estadio.

Stephen Colbert hizo una aparición en video, en donde le dio la bienvenida a los "católicos y los no católicos que llegaron muy temprano para un juego de los Knicks". Pidió disculpas por no estar presente en la misa, pero dijo que le había prometido a CBS que "haría su programa de entrevistas todas las noches".

De forma adicional, un obispo tomó el escenario y ofreció una breve historia del papado, incluida una lista de los nombres de papas en donde señaló que había "23 Juanes, 12 Píos, 14 Clementes, pero un Pedro y un Francisco", lo que causó un fuerte vitoreo.

El estadio tardó en llenarse debido a las largas filas provocadas por las revisiones de seguridad.

La aparición del papa en Madison Square Garden fue después de la visita del viernes a Central Park, una escuela en East Harlem, el Monumento Nacional del 11 de Septiembre y Naciones Unidas.