Ocho personas, incluyendo cuatro que se cree que son de etnia uigur, fueron detenidas en Malasia para ser interrogadas en relación con el atentado del mes pasado en un santuario de Bangkok en el que murieron 20 personas, dijo un alto cargo policial malasio el miércoles.

Los ocho sospechosos fueron detenidos la semana pasada en Kuala Lumpur y en el estado de Kelantan, en el norte de Malasia, dijo el subdirector de la policía del país, Noor Rashid Ibrahim.

Cuatro de los ocho arrestados son malasios vinculados a la trata de personas, mientras que los otros cuatro hombres se cree que son uigures que entraron ilegalmente en el país, agregó. No hay pruebas que impliquen directamente a los detenidos con la explosión de la capital tailandesa y están siendo investigados para ver si jugaron algún otro papel en las actividades que rodearon al atentado.

"En este momento, no hay pruebas concretas que muestren que están directamente implicados", dijo Noor Rashid a periodistas.

La policía tailandesa fue informada de las detenciones agregó apuntando que espera que puedan ayudar en la identificación de los hombres. Tailandia tendrá que proporcionar pruebas básicas de su implicación en el atentado si quiere extraditar a los detenidos, dijo.

En un primer momento, Noor Rashid dijo que los uigures no estaban documentados en el momento de su detención y que su único delito era haber entrado ilegalmente al país desde Tailandia. Sin embargo, más tarde explicó que tenían pasaportes aunque no estaba claro si eran auténticos. No proporcionó más detalles.

En el atentado del pasado 17 de agosto en el santuario Erawan de Bangkok resultaron heridas además más de 120 personas. Muchas de las víctimas eran ciudadanos extranjeros ya que el lugar en un destino popular entre turistas y tailandeses.

En Bangkok, el jefe de la policía tailandesa, Somyot Poompanmoung, dijo que no había recibido confirmación de sus homólogos malasios confirmando la implicación de los detenidos en el incidente.

Las autoridades tailandesas arrestaron a dos sospechosos que dijeron estaban relacionados con el atentado, pero se cree que quien colocó el explosivo e ideó la operación habría huido del país.