Las autoridades colombianas avanzan en su investigación por el asesinato de una holandesa el sábado a bordo de un velero en el puerto de Cartagena de Indias, incluso con interrogatorios al esposo de la mujer, se informó el lunes.

El consulado de Holanda en Cartagena está asistiendo al esposo, también holandés y capitán del velero, quien se encuentra a disposición de las autoridades.

De acuerdo con la versión de la Policía, el hombre les dijo que "seis individuos habrían abordado el velero, le habrían agredido y asesinado a su esposa con el fin de robarles".

El capitán de fragata Jorge Herrera, comandante guardacostas del Caribe colombiano, en declaraciones telefónicas a The Associated Press, recordó que los hechos sucedieron hacia las 21:00 horas del sábado y que el holandés contó que estaba en el baño y dos de los asaltantes lo golpearon con la cacha de un revólver. "Que cuando salió (del baño) con los dos tipos, su esposa ya estaba muerta", agregó el oficial.

La víctima fue identificada como Durdana de Bruijn, de 54 años.

Herrera dijo no tener registro de que en los últimos años un yate o un velero hayan sido asaltados en el sector donde ocurrió el asesinato.

No fue posible tener algún comentario sobre el caso de la Embajada de Países Bajos en Colombia.

La víspera, el general Carlos Rodríguez, comandante de la Policía Metropolitana de Cartagena, ofreció una recompensa de hasta 30 millones de pesos (unos 10.000 dólares) a quienes entreguen información que permita la captura de los homicidas.