Carlos Beltrán escuchó a sus críticos y juró que no estaba acabado.

Tras luchar durante todo 2014 con una lesión de codo que necesitó cirugía, en abril bateó .162 sin jonrones y con siete impulsadas.

Tenía 38 años y habían pasado dos temporadas desde su última buena. Su bateo era lento.

"Sabía que me queda mucho béisbol por delante y que todo lo que necesitaba hacer era hacer un ajuste en el plato y ser capaz de creer en las cosas que he hecho toda mi carrera", dijo.

Esa creencia se convirtió en realidad y su bate ha mantenido a los Yanquis de Nueva York en la pelea por un puesto en los playoffs.

El puertorriqueño descargó un cuadrangular productor de tres carreras a las gradas del segundo piso contra una bola rápida de 160 kilómetros por hora enviada por Noah Syndergaard en el primer inning, mientras Michael Pineda lanzó su mejor partido de la campaña para que los Yanquis vencieran 5-0 a los Mets el sábado.

Brian McCann sumó otro jonrón productor de dos carreras en la sexta para lograr el 200mo vuelacercas de los Yanquis esta campaña para silenciar a la multitud de 43.630 personas que llenó el estadio Citi.

"Se necesita que estos jugadores den un paso adelante", dijo el manager de los Yanquis Joe Girardi.

A pesar de una lesión en el oblicuo izquierdo que lo tuvo de baja entre el 30 de junio y el 19 de julio, desde principios de mayo Beltrán tiene un promedio de .301 al bate con 16 vuelacercas y 49 impulsadas.

"El primer mes no estaba utilizando la parte inferior de mi cuerpo", dijo Beltrán. "Viendo muchos videos, muchos clips de años anteriores, pude hacer ese ajuste".

Después de los sencillos de Jacoby Ellsbury y Brett Gardner que abrieron el partido, Beltrán se recuperó de un 0-2 en contra enviando el 10mo lanzamiento de Syndergaard, una bola rápida interna, al segundo graderío del jardín derecho.

Los Mets comenzaron el día con una ventaja de ochos juegos sobre Washington en el liderato del Este de la Nacional. Los Yanquis estaba a 4,5 juegos de los Azulejos de Toronto, que comandan el Este de la Americana pero cuatro juegos por delante de Houston en la disputa por un sitio de comodín.

Pineda (11-8) había tenido problemas desde que volvió al montículo tras un mes en la lista de lesionados debido a una contractura en el antebrazo. Permitió cuatro imparables en cinco entradas 1/3 para su segundo triunfo luego del receso del Juego de Estrellas.

Syndergaard (8-7) concedió cinco carreras en seis innings.

En otros juegos destacados de la jornada:

--El cubano Jorge Soler y Kris Bryant descargaron cuadrangular espalda con espalda para abrir el quinto inning y los pitchers de los Cachorros de Chicago contuvieron un rally tardío para vencer 5-4 a Michael Wacha y los Cardenales de San Luis y sumar su quinto triunfo consecutivo.

-- El dominicano David Ortiz remolcó la carrera de la ventaja con sencillo durante un ataque de cinco carreras en la novena entrada, y los Medias Rojas de Boston vinieron de atrás para vencer 7-6 a los Azulejos de Toronto.

-- El dominicano Albert Pujols tuvo dos hits y dos carreras remolcadas, Garrett Richards se quedó a un out de su segundo juego completo de la temporada, para que los Angelinos de Los Ángeles vencieron 5-2 a los Mellizos de Minnesota para barrer la doble cartelera.

-- Carlos Rodón permitió una carrera y lanzó hasta el octavo inning y los Medias Blancas de Chicago vencieron 4-3 a Indios de Cleveland.

-- Cole Hamels ponchó a 12 en siete innings y Adrián Beltré pegó tres hits e impulsó tres carreras en la contundente victoria de los Rangers de Texas por 10-1 sobre los Marineros de Seattle.

-- El dominicano Aramis Ramírez bateó un doble que rompió el empate en la pizarra en el octavo inning y Andrew McCutchen remolcó dos carreras con un doble mientras que los Piratas de Pittsburgh dejaron atrás una seguidilla de cuatro derrotas al imponerse 3-2 a los Dodgers de Los Ángeles.