Dimitri Payet anotó al comienzo de cada tiempo para que el West Ham se impusiera el lunes 2-0 al Newcastle en el cierre de la quinta fecha de la Liga Premier inglesa, que deparó otra pésima noche para Steve McClaren ante Steven Bilic.

El francés Payet coronó un avance vertiginoso a los nueve minutos, al disparar con efecto para que el balón se anidara en el ángulo superior del arco. A los 48, amplió la ventaja en un rebote, luego que Victor Moses condujo el balón prácticamente a todo lo largo de la cancha y estrelló su disparo en el larguero.

Fue la tercera victoria del conjunto londinense en cinco cotejos, con lo que ascendió al quinto escalón de la tabla, al sumar nueve unidades. Newcastle cayó al sótano, con una cosecha de apenas dos puntos.

"Absolutamente merecimos los tres puntos. Fuimos mejores desde el comienzo y anotamos en el momento oportuno", afirmó Bilic, quien volvió a ganarle el duelo estratégico a McClaren.

Fue el primer enfrentamiento de ambos en un partido oficial desde que la gestión de McClaren como técnico de Inglaterra terminó tras una derrota por 3-2 ante la Croacia dirigida por Bilic. Aquél revés le costó a la selección inglesa un lugar en la Eurocopa de 2008.

"Hemos aprendido mucho esta noche", comentó McClaren. "A uno no le gusta vivir noches como ésta. Es doloroso pero a veces necesario".