El cuerpo de un niño de cuatro años que desapareció durante su primera visita a la playa fue encontrado el domingo en las aguas de Mission Bay de San Diego, informó la policía.

Buzos recuperaron el cadáver de Wesley Hilaire como a 100 metros de la costa, horas después de que la policía emitiera una alerta Amber ante el temor de que hubiera sido secuestrado mientras estaba en la playa.

La tía de Wesley, Damieka White, le dijo al periódico San Diego Union-Tribune que llevó a su sobrino a la playa por primera vez el sábado cuando un amigo con hijos sugirió que todos fueran a la bahía. White dijo que el grupo estaba preparándose para irse como a las 6:50 de la tarde cuando se dio cuenta que no estaba.

La desaparición de Wesley causó una búsqueda frenética durante toda la noche en mar y tierra. La policía investigó su desaparición como un posible secuestro después de que alguien informara haber visto actividad sospechosa entre un hombre y un niño cerca de los sanitarios.

La policía cree que el ahogamiento fue un accidente y no sospechan que el reporte del testigo estuviera relacionado con el caso, dijo el sargento Cory Mapston.

Médicos forenses determinarán la causa de muerte del niño.

La madre de Wesley pasó la noche entregando volantes a quienes buscaban. Cuando se enteró de su muerte se colapsó y se la llevaron en camilla, informó el periódico.

El padre de Wesley está en el portaviones USS George Washington de la naval de Estados Unidos. Su madre trabaja medio tiempo en la base naval. La pareja también tiene otros hijos gemelos de seis años.

Durante la búsqueda, los buzos también encontraron el cuerpo de un adulto víctima de ahogamiento.

___

Information from: KNSD-TV, http://www.nbcsandiego.com/index.html