Un fuerte sismo sacudió el sábado el área metropolitana de Tokio, causando que algunos objetos cayeran de sus estantes, pero las autoridades descartaron que hubiera peligro de tsunami.

No se informó de inmediato sobre heridos ni daños.

La Agencia Meteorológica de Japón dijo que el temblor de magnitud 5,2 ocurrió a las 5:49 de la mañana a 57 kilómetros (35 millas) de profundidad con epicentro en la bahía de Tokio, cerca del aeropuerto de Haneda.

El metro y el tren suspendieron brevemente sus servicios para que se efectuaran inspecciones de seguridad.

El movimiento telúrico podría causar aludes de lodo debido a las intensas lluvias de los últimos días, advirtió la agencia.