El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas autorizó el jueves un cuerpo investigador internacional al que se le permitirá establecer por primera vez quién es responsable de ataques químicos en Siria.

Hasta ahora, la ONU y la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPCW, por sus iniciales en inglés) fueron las únicas capaces de investigar ataques sin establecer culpabilidad sobre el gobierno o rebeldes.

El nuevo organismo es resultado de una inusual cooperación entre Estados Unidos y Rusia sobre el conflicto en Siria, el cual está en su quinto año.

Ningún miembro del consejo objetó una carta enviada el jueves al secretario general de Naciones Unidas Ban Ki-moon en apoyo al mecanismo de investigación conjunta ONU-OPCW. En un comunicado, el vocero de Ban acogió la aprobación y destacó el "rápido establecimiento y funcionamiento completo" del cuerpo investigador.

La carta, obtenida por The Associated Press, está firmada por el embajador ruso y actual presidente del consejo Vitaly Churkin y autoriza recomendaciones de Ban para la creación de un panel independiente de tres miembros respaldado por expertos con la libertad de ir a cualquier lugar en Siria para identificar a los responsables de los ataques.

El gobierno sirio niega estar utilizando armas químicas, pero Estados Unidos y otras naciones de Occidente aseveran que es culpable, especialmente del uso de bombas de barril conteniendo cloro y otros agentes tóxicos lanzadas desde helicópteros. La oposición no tiene aeronaves.

Además han surgido reportes en meses recientes de que el grupo Estado Islámico ha utilizado químicos tóxicos.

El mes pasado, el Consejo de Seguridad aprobó por unanimidad una resolución autorizando el establecimiento del organismo internacional, el cual operaría por un año con posibilidad de extensiones.

Kim Won-soo, director de desarme de la ONU, admitió el miércoles que "el acceso será un asunto muy desafiante", especialmente con el grupo Estado Islámico controlando una gran parte de Siria.

Kim dijo además que el cuerpo investigador comenzará su trabajo en unas semanas. Uno de los siguientes pasos es actualizar un acuerdo de cooperación con el gobierno sirio, "pero yo no espero un problema serio ahí", agregó.

Se espera que el cuerpo investigador presente su primer reporte en un plazo de 90 días después de estar operando completamente.