La Secretaría Nacional de Comunicación dispuso el inicio del proceso de disolución de la organización civil Fundamedios, que se encarga de vigilar y promover la libertad de expresión en Ecuador, con la acusación de hacer política partidista.

"Estamos en medio de un proceso administrativo para la disolución de Fundamedios, ayer en la tarde recibimos una notificación por parte de la Secretaría de Comunicación, en la cual remiten una resolución iniciando el proceso de disolución", dijo el miércoles a The Associated Press el director de la organización, César Ricaurte.

La AP llamó a la Secretaría, pero un funcionario que no quiso identificarse por no estar autorizado a dar declaraciones, explicó que esa organización no hará ningún comentario al respecto debido a que no se pueden hacer comentarios una vez iniciado el proceso administrativo.

Carlos Lauría, coordinador del programa de las Américas del Comité para la Protección de los Periodistas, con sede en Nueva York, dijo a la AP que "no satisfecho de perseguir, acosar, multar, abusar verbalmente de sus críticos de la prensa, ahora el gobierno emprende y amenaza con disolver el único grupo independiente de defensa de la libertad de prensa".

El director general de derechos humanos para las Américas de Human Rights Watch, Daniel Wilkinson, en un comunicado señaló que "esto es un abuso flagrante de poder y un claro ejemplo de las prácticas autoritarias de este gobierno".

Para Ricaurte, la medida gubernamental tiene como objetivo evitar que la organización "siga denunciando las agresiones que sufren los periodistas en Ecuador día tras día, que dejemos de denunciar las cerca de 1.300 agresiones contra periodistas que hemos registrado en los últimos años".

Precisó que el documento señala que esa organización, que entre enero y agosto de este año ha denunciado 270 agresiones del gobierno a periodistas y medios, tiene 10 días para presentar pruebas de descargo.

El documento de la Secretaría, al que tuvo acceso AP, dijo que Fundamedios "ha difundido mensajes, alertas y ensayos, con indiscutibles tintes políticos que dejan clara la posición de esta organización social cuyo ámbito de acción debería desenvolverse en relación al comunicación social y al periodismo". En ese documento no se expone detalles acerca de los mensajes.

La comunicación está suscrita por Fernando Alvarado, secretario Nacional de Comunicación.

Ricaurte destacó que Fundamedios dará una "respuesta contundente a la Secretaría" para demostrar que no hacen ningún tipo de actividad de partidismo político.

"Es una acusación absurda", señaló.

El gobierno del presidente Correa poco después de su posesión en enero del 2007 mantiene tirantes relaciones, plagadas de acusaciones, en contra de medios de comunicación privados, a los que señala como voceros de la derecha y responsables de hacer oposición política a su régimen.

--------------------

Gonzalo Solano está en twitter como https://twitter.com/GESolano

El periodista de AP en Lima, Frank Bajak contribuyó con esta información