El precandidato presidencial republicano Ben Carson criticó el martes la propuesta de su rival Donald Trump de deportar a toda persona que esté sin permiso en el país, ya que considera que el plan es impráctico.

"La gente que dice eso no tiene ni idea de lo que conllevaría" desde el punto de vista legal y también en otros aspectos, afirmó Carson. "¿A dónde los van a enviar?", preguntó.

El neurocirujano jubilado habló ante The Commonwealth Club de California en un evento de 75 minutos en el que aceptó preguntas de la audiencia sobre temas que van desde el aborto hasta la inmigración, los impuestos y las relaciones entre razas.

The Commonwealth Club es un organismo educativo sin fines de lucro en el que se analizan asuntos de interés público.

La candidatura de Carson es impulsada por el sentido del humor y una actitud autocrítica que algunos electores dicen les parece refrescante. Trump, que encabeza la contienda por la nominación republicana, ha hecho de la inmigración uno de los temas centrales de su postulación. El magnate dice que él deportaría a los que viven en el país sin permiso, que aproximadamente son 11 millones de personas.

Por su parte, Carson dijo que él reforzaría la seguridad en la frontera, pero también les concedería estatus de trabajadores temporales a las personas que se encuentran en el país sin permiso. De esa forma podrían pagar impuestos y dejar de ocultarse, señaló.

La deportación masiva, afirmó, sería cara e impráctica, y le provocaría fuertes daños al sector hotelero y al agrícola.

Scott Russell, un inversor de capital de riesgo que no está afiliado a ningún partido, consideró que Carson es carismático y a la vez positivo.

"No estaba tratando de atacar a otros candidatos ni de decir cosas negativas", afirmó Russell. "Me gusta la gente que describe sus políticas pero no gasta sus minutos tratando de atacar a otros".

Carson tiene planeado acudir a un mitin en Anaheim, California, el miércoles.

___

Interactivo AP:

http://hosted.ap.org/interactives/2013/reforma-migratoria/