El cantante folk estadounidense Iron & Wine tiene varias cosas que agradecerle a Kristen Stewart, y la primera es tener su música en el plató de "Crepúsculo".

Iron & Wine, cuyo nombre verdadero es Sam Beam, ha hecho canciones para películas y series de televisión, pero sin duda la primera cinta de la saga de vampiros es la más conocida.

"Lo que me contaron es que estaban grabando la escena del baile y Kristen Stewart estaba escuchando la canción en sus audífonos y ella sugirió que hicieran la escena con esa música y a la directora le gustó la idea", dijo en una entrevista telefónica reciente a propósito de su presentación del miércoles en el Lunario del Auditorio Nacional de la Ciudad de México. "La escucharon tantas veces que se apegaron a la pieza y así se quedó".

"Mucha gente sólo conoce esa canción mía, es una bendición", señaló el músico quien también colaboró para la música de "Crepúsculo la Saga: Amanecer Parte 1" de la serie.

Recientemente el cantautor originario de South Carolina hizo la música original para un documental sobre el poeta Larry Levis. De hecho estudió cine y daba clases de cinematografía en la Universidad de Miami cuando la música era su pasatiempo, hasta que el sello Sub Pop Records de Seattle le pidió publicar sus piezas.

Su más reciente álbum de música propia es "Archive Series: Volume No. 1", lanzado a principios de año, se encuentra disponible en tiendas digitales a nivel internacional.

"Son grabaciones viejas, cuando lancé mi primer disco había compuesto y grabado por varios años como hobby, así que hay muchas grabaciones de ese periodo", dijo. "Me pareció que era buen momento de lanzarlas porque la gente seguía interesada".

El título propone una serie porque hay muchas grabaciones de esos años y no descarta ir lanzando más álbumes con ellas, incluyendo piezas en vivo y material descartado de otros discos. Las grabaciones de la producción editada por Black Cricket Recording Co. fueron hechas entre 1990 y 2001.

En julio lanzó "Sing Into My Mouth" junto con Ben Bridwell, vocalista y guitarrista del grupo de rock folk Band Of Horses de Seattle. El disco incluye versiones a piezas de Talking Heads, El Perro del Mar y Sade, entre otros.

Iron & Wine se presentó el fin de semana pasado en Chile y tras su concierto en México viajará a España. Al Lunario llegará armado sólo con su guitarra, una pieza indispensable de la música folk estadounidense que a su parecer tiene cada vez más influencias de otros géneros.

"Creo que a veces la única razón por la que la gente llama música folk a la música es porque se toca con una guitarra acústica", dijo. "Quizá en el futuro se le deje de decir así", concluyó.