La policía decomisó una tonelada de la llamada "cocaína negra" en el aeropuerto de la Ciudad de México y destruyó más de 100 toneladas de plantas de marihuana en el estado occidental de Nayarit, informaron las autoridades.

Agentes de la policía federal y de la procuraduría de justicia del país realizaron el decomiso de cocaína después de enterarse que el cargamento estaba llegando procedente de Bogotá.

La policía encontró 40 sacos de la sustancia, cada uno con un peso de 25 kilogramos (55 libras). Estaban etiquetados como óxido de zinc, pero exámenes mostraron que se trataba de cocaína y base para cocaína mezclada con otra sustancia no identificada.

La cocaína negra es cocaína mezclada intencionalmente con otra sustancia para disfrazarla. Cuando llega a su destino es tratada químicamente para extraer la droga.

Nadie reclamó el embarque.

En Nayarit, en la costa del Pacífico, las autoridades fueron avisadas de la existencia de campos de marihuana. Autoridades federales y estatales encontraron 10 sembradíos con más de 114.000 plantas de la hierba, según un comunicado emitido el viernes.