Joven en EEUU: Operador del 911 no debió colgar el teléfono

Una adolescente que llamó al número de emergencias 911 dijo el miércoles que era presa del pánico pero trató de mantener la calma antes de que un operador en Nuevo México le dijera que "ella se hiciera cargo" de la situación y le colgó.

Esperanza Quintero, de 17 años, declaró a The Associated Press que deseaba que el operador Matthew Sanchez hubiera hecho más para ayudarla después de que su amigo Jaydon Chavez-Silver fuera baleado en junio mientras observaba a unos amigos jugando a las cartas dentro de una vivienda. Chavez-Silver murió más tarde.

En la grabación, Quintero le reclama a Sanchez por preguntarle repetidas veces si Chavez-Silver, de 17 años, respiraba.

"Fue molesto en ese momento pero yo no tenía opción", afirmó la joven. "¿Qué más podía haber hecho?"

La conversación ilustra la tensión que conllevan las llamadas de vida o muerte efectuadas al 911 y cómo pueden ser mal manejadas.

"Casi es comprensible en el caso de alguien sin nada de experiencia", dijo Brett Patterson, de las Academias Internacionales de Operadores de Emergencia. "Pero si uno está entrenado y certificado, es imperdonable. Eso nunca debería ocurrir".

Las autoridades dijeron que Sanchez trabajó en el Departamento de Bomberos de Albuquerque durante 10 años y se desempeñó como bombero antes de ser transferido a un empleo como operador. Se desconoce por qué se efectuó ese cambio.

Renunció el martes después de que la llamada fue dada a conocer.

Los esfuerzos por contactar a Sanchez fueron infructuosos. Un mensaje que se dejó en el Local 224 de la Asociación Internacional de Bomberos, el sindicato que representa a los de Albuquerque, no fue devuelto de inmediato.

El doctor Jeff Clawson, director médico y de investigación de las academias, dijo que los registros muestran que Sanchez se certificó como operador en febrero de 2012 y fue recertificado dos años después.

"Tuvo calificaciones relativamente altas en el examen. No había otras notas negativas ni de otro tipo en el archivo", señaló Clawson, y añadió que Albuquerque tiene una reputación de alta calidad dentro de la comunidad de operadores de emergencia.

En la mayoría de los entrenamientos se conciencia a los operadores de emergencia a que es algo usual que la persona que llama se enoje. La clave está en no tomárselo de forma personal, señaló Patterson.

"Uno necesita mantenerse fuera de esa refriega y entender, tener empatía de que la gente al otro lado de la línea se encuentra en su peor posición posible", agregó.

Sanchez envió una ambulancia al sitio donde estaba el herido antes de colgar el teléfono y ésta llegó menos de cinco minutos después de haber sido remitida, dijo Melissa Romero, portavoz del Departamento de Bomberos.

Chavez-Silver fue trasladado a un hospital, donde murió.

La policía dijo que el joven miraba una partida de baraja en la casa de un amigo cuando alguien disparó seis balazos desde el exterior que perforaron las ventanas. Los testigos dijeron que Chavez-Silver gritó que una lo había alcanzado y luego cayó al suelo.

___

Tang reportó desde Phoenix.

___

Russell Contreras está en Twitter como: http://twitter.com/russcontreras .