Real Madrid y Atlético se miden en clásico

El Atlético de Madrid regresa el sábado al escenario de uno de sus mejores recuerdos en la etapa del técnico argentino Diego Simeone, cuando enfrente en el clásico capitalino al Real Madrid por la séptima fecha de la liga española.

Los rojiblancos marchan segundos en el campeonato con los mismos 18 puntos que el Barcelona, quien visita al Almería en cotejo previo, y dos de ventaja respecto al Real Madrid, que viene de pelear una dura y polémica victoria frente al Elche con gol de penal en los descuentos.

Barsa y Atlético pueden firmar su mejor inicio de la historia si logran su séptima victoria consecutiva.

Tras una gran campaña pasada, en que acabaron terceros y campeones de la Copa del Rey al derrotar en la final al Madrid en su propio feudo, los de Simeone se postulan este año como candidatos serios a pelear el título, por mucho que el técnico argentino se empeñe en descolgarse esa etiqueta un día sí y otro también.

"Hay una gran ilusión, pero el Madrid tiene un poder económico enorme y es mejor. Debemos jugar al 110 por cien. Se quitó una losa con la Copa, pero este es otro partido", insistió en la previa Simeone.

Por ahora, los resultados, con plenitud de victorias en el campeonato, restan argumentos a su prudencia; aunque el primer gran examen será el de la visita al estadio Santiago Bernabéu, donde la afición blanca ansía revancha por la dolorosa derrota copera; así como, posiblemente, ver el debut del galés Gareth Bale, el fichaje más caro de la historia del fútbol, en calidad de local.

El técnico madridista Carlo Ancelotti debe valorar si Bale llega lo suficientemente recuperado de sus dolencias físicas como para desbancar al argentino Angel Di María, en gran forma, del once titular. Aunque el criticado delantero Karim Benzema también podría ser el sacrificado.

"Contra el Elche jugamos mal, pero hemos comprendido las razones y mañana será otro partido contra un equipo que ha mejorado mucho. Ellos son más agresivos y tienen fuerza física; nosotros, más calidad. Vamos por el buen camino", opinó el viernes Ancelotti.

Menos dudas tiene Simeone para plantear la batalla, una vez confirmada la baja del centrocampista Mario Suarez por lesión. El Atlético llega repleto de moral a la cita pese a no ganar en liga en el estadio blanco desde 1999. Emigrado el goleador colombiano Radamel Falcao al Mónaco, Diego Costa figura como máximo cañonero de la competición con siete dianas, las mismas que el argentino Lionel Messi y una más que el portugués Cristiano Ronaldo, quien seguro le tendrá en el punto de mira en el clásico.

La afición "colchonera" también confía en que David Villa, fichado del Barsa, aparezca en la gran cita para decantar la balanza.

"Con la victoria en la Copa quizá nos quitamos presión. Vamos por el triunfo. Estamos haciendo un gran año y hay que apostar por nosotros", declaró el volante Jorge Resurrección "Koke".

Tanto Atlético como Madrid afrontan partidos de Liga de Campeones entre semana contra Porto y Copenhague, respectivamente.

Lo mismo que el Barsa, rival del Celtic el martes pero que antes visitará al Almería, único equipo junto al Elche que sigue huérfano de victorias.

El estilo de juego bajo la nueva dirección del argentino Gerardo "Tata" Martino sigue centrando la atención del debate azulgrana, así como la decisión del timonel de sustituir a Messi al término de la última victoria sobre la Real Sociedad, cambio que pareció molestar al astro pese a su posterior desmentido en las redes sociales.

"A Leo no le gusta salir, pero a mí me contrataron para estar pendiente de la salud del grupo y todos los jugadores. Pasado el enfado inicial, lo entenderán. Lo veo muy bien, muy entero y recuperado de un partido al otro", aseguró Martino, quien rehuyó comentar el polémico arbitraje del Elche-Madrid.

"Todos los rivales nos exigen nivel máximo de alerta. Si ganamos siete de siete pero perdemos la liga, no significa mucho", aseveró el técnico.

Privado de su compatriota Javier Mascherano por lesión, Martino deberá alterar la defensa, donde apenas había introducido cambios hasta la fecha, dando entrada al canterano Marc Bartra.

El Villarreal figura como único invicto junto a los tres "grandes" y visita al cierre del domingo al siempre peligroso Betis.

El Valencia, con dos victorias consecutivas pero constante crispación interna tras las últimas declaraciones del central Adil Rami, recibe al Rayo Vallecano, nuevo colista, en el primer cotejo del sábado.

Tras el varapalo sufrido ante el Barsa, la Real buscara romper una racha de cinco fechas sin ganar ante el Sevilla, quien abandonó el último lugar goleando al Rayo con doblete del colombiano Carlos Bacca. La Real también disputa la Champions el miércoles contra el Bayer Leverkusen.

El domingo arranca con los cotejos Osasuna-Levante y Celta de Vigo-Elche, ninguno vencedor la fecha anterior, mientras que el Espanyol del técnico mexicano Javier Aguirre, sufridor de su primer revés ante el Villarreal, recibe al Getafe, quien viene de sumar su segunda victoria.

Incluido el Valladolid-Málaga del viernes, la fecha se completa el lunes con la visita del Athletic de Bilbao al Granada.