Tres personas muertas en balacera en cine en Louisiana

Un hombre realizó disparos el jueves en una sala de cine de Louisiana, donde mató a tres personas e hirió a otras siete antes de suicidarse, informaron autoridades.

El agresor, un "varón blanco solitario" de 58 años, disparó su arma "numerosas veces" antes de pegarse un tiro en el Grand Theatre de la ciudad de Lafayette, dijo el jefe policial Jim Craft en una conferencia de prensa.

Craft indicó que la policía sabe la identidad del hombre armado pero no la darán a conocer por ahora. Dijo que el cuerpo del agresor aún está dentro del cine y que un forense se encuentra en el lugar.

Además, agentes identificaron el auto del tirador según explicó la policía en rueda de prensa, agregando que la zona fue desalojada luego de identificar objetos sospechosos en el coche. Un equipo de artificieros está en el lugar, apuntó.

Anteriormente en la noche, Clay Henry, vicepresidente de Acadian Ambulance, le había dicho a The Associated Press que el atacante fue declarado muerto a su llegada al hospital.

Craft dijo que los que resultaron heridos tenían lesiones que van desde las que no ponen en peligro la vida hasta las críticas.

Había unas 100 personas en el cine al momento de la balacera, dijo el sargento Brooks David de la Policía Estatal de Louisiana a la cadena CNN.

El tiroteo ocurrió alrededor de 20 minutos después de que comenzara la función de las 7 p.m. de la película "Trainwreck", dijo Katie Domingue, una de las asistentes, según la citó el periódico The Louisiana Advertiser.

"Escuchamos un estallido fuerte que pensamos fue un petardo", comentó Domingue al diario. Dijo que vio a "un hombre blanco de edad avanzada" que se ponía de pie y disparaba hacia las butacas de abajo, pero no en dirección de donde ella estaba.

"No dijo nada. Tampoco escuche a nadie gritar", dijo Domingue.

Indicó también que escuchó aproximadamente seis disparos antes de que ella y su prometido corrieran hacia la salida más cercana, dejando en la sala los zapatos de ella y su bolso.

Una de las protagonistas del filme que se proyectaba, la actriz Amy Schumer dijo en Twitter: "Mi corazón está roto y todos mis pensamientos y oraciones están con todo el mundo en Louisiana".

El gobernador del estado, Bobby Jindal, que también estaba en el lugar de los hechos, calificó el tiroteo de "noche terrible para Louisiana".

"Todo lo que podemos hacer ahora es rezar", dijo Jindal, quien se reunirá con las familias de las víctimas. "Podemos abrazar a esas familias. Podemos colmarlos de amor, pensamientos y oraciones".

Este tiroteo se produjo tres años después de que James Holmes ingresara a un cine atestado en los suburbios de Denver y disparara durante el estreno de una película de Batman, agresión en la que murieron 12 personas y 70 resultaron heridas.