Cuatro militares y cuatro civiles fueron condenados a penas de unos 25 años de prisión luego de ser sorprendidos en momentos en que transportaban 600 kilos de clorhidrato de cocaína, informó el lunes la Fiscalía General.

La sentencia fue dictada por un tribunal penal de Medellín, 250 kilómetros al noroeste de Bogotá, al teniente del ejército Carlos Alberto Melo, el cabo Fabio Alexánder Avendaño y los soldados Fredy Alexander Vásquez y Gustavo Alberto, dijo la Fiscalía en un comunicado de prensa.

Los ocho condenados acordaron un preacuerdo con la Fiscalía y finalmente aceptaron los cargos por tráfico de estupefacientes agravado, porte ilegal de armas de fuego de uso privativo de las Fuerzas Armadas, utilización ilegal de uniformes e insignias y cohecho.

Los hoy condenados, según el reporte oficial, fueron capturados por tropas de Brigada 17 de Ejército, el 3 de julio de 2012, cuando en un camión transportaban el estupefaciente en una región conocida como el Urabá Antioqueño, al noroeste del país.

La Fiscalía no precisó si los ahora condenados están privados de la libertad.