Magnate planea construir Hollywood chino

El hombre más rico de China planea invertir 50.000 millones de yuanes (8.200 millones de dólares) para construir una versión de Hollywood en la ciudad oriental de Qingdao.

En un evento que incluyó una alfombra y la presencia de estrellas como Leonardo DiCapio y Nicole Kidman, Wang Jianlin dijo el domingo que su compañía, Dalian Wanda Group, construirá un complejo de producción cinematográfica de vanguardia con el fin de dominar el creciente mercado del cine chino.

Los 20 estudios de la llamada Metrópolis Fílmica de Qingdao incluirán un estudio submarino permanente y un lote de 10.000 metros cuadrados (108.000 pies cuadrados) que, de acuerdo con Wang, será el más grande del mundo. Las instalaciones contarán también con un centro de investigación y desarrollo Imax, salas de cine y los museos de cera más grandes de China.

Se prevé que la primera fase se inaugurará en junio de 2016 y que esté en completo funcionamiento un año después. Un puerto para yates, ocho hoteles y un parque temático se construirán para atraer turistas.

La compañía firmó un acuerdo preliminar con "varios gigantes del cine y la televisión mundial y con agencias de talento" para rodar unas 30 películas extranjeras al año. No se especificaron los nombres de las compañías.

Wang también espera atraer a más de 50 productoras chinas para realizar al menos 100 películas y programas de televisión locales al año en los estudios, donde los platós simularán locaciones de Europa, el Medio Oriente y las dinastías chinas de Ming y Qing.

Dalian Wanda, que opera cines, hoteles y tiendas por departamentos en China, compró el año pasado la cadena estadounidense de cines AMC por 2.600 millones de dólares y a la fabricante británica de yates Sunseeker en junio de este año.

La alfombra roja del domingo subrayó las grandes ambiciones de Wang para la industria del entretenimiento chino. Además de Kidman y DiCaprio, Ewan McGregor, Catherine Zeta-Jones y John Travolta se codearon con astros locales como Zhang Ziyi, Jet Li y Tony Leung en el evento en Qingdao, una ciudad más conocida por la cervecera Tsingtao fundada cuando los alemanes la colonizaron hace un siglo.

El éxito de Wang para atraer a actores de primera línea a su lanzamiento, realizado el mismo día que los premios Emmy a lo mejor de la televisión en Los Angeles, también muestra cómo el centro de gravedad de la industria cinematográfica global se está moviendo hacia Oriente.

En una entrevista, Wang hizo alarde de sus planes para expandir el mercado cinematográfico en China, que rebasó a Japón para convertirse en el segundo más grande del mundo luego que las ventas de boletos subieron 36% el año pasado, a 2.700 millones de dólares.

"No existe una sola compañía en todo el mundo que tenga una producción base de gran escala y al mismo tiempo canales de proyección y distribución. Wanda Group es la primera en el mundo", dijo Wang, fundador y presidente de Wanda. "Mientras construyamos el complejo de producción de cine y produzcamos mejor contenido, ciertamente seremos la compañía más exitosa en este industria".

Pronosticó que el mercado cinematográfico de China se convertirá en el más grande del mundo en cinco años, y lo comparó con un gran pastel que a los estudios extranjeros les gustaría compartir.

Hollywood ha estado deseoso de expandir su distribución en China al tiempo que ve estancada las ganancias de la taquilla estadounidense. Pero el gobierno chino controla firmemente el mercado y permite la entrada de apenas 34 películas extranjeras al año, de las cuales al menos 14 deben ser en 3D o Imax.

Wang fue nombrado por el Reporte Hurun la persona más rica de China este mes con una fortuna de 22.000 millones de dólares. Forbes también dijo que subió al tope de su lista de personas acaudaladas en China, con una fortuna estimada en 14.000 millones de dólares.

___

Chan reportó desde Hong Kong.