Paraguay: temor por inundación ante visita del papa

Una amplia zona pobre en los alrededores de Asunción comenzó a ser inundada por la crecida del río Paraguay y sus habitantes están preocupados por el avance de las aguas al lugar que visitará el papa Francisco el 12 de julio próximo.

Un temporal que azotó al país el fin de semana dejó a unas 5.000 personas con sus viviendas anegadas y algunas derrumbadas, según dijo el lunes Aldo Saldívar, jefe de operaciones de la oficina estatal Emergencia Nacional.

El Bañado Norte, barrio de extrema pobreza, se encuentra apenas a 8 kilómetros del centro de Asunción y las precarias viviendas fueron construidas en terreno estatal.

"En estos momentos, el río tiene una altura de 4,26 metros. En julio de 2014 alcanzó 7,38 metros", dijo el lunes Francisco Rodríguez a The Associated Press, en medio de una persistente llovizna.

Rodríguez es presidente de la comisión de vecinos de la capilla San Juan Bautista en donde estará el Sumo Pontífice.

Sin embargo, una cancha de fútbol sin gramíneas, lugar específico en donde será construido un altar techado para que Francisco pronuncie su mensaje "se encuentra a más de dos kilómetros del río y dificilmente las aguas llegarán hasta la capilla; toda la comunidad está rezando para que un milagro detenga la crecida", dijo Rodríguez.

En la orilla de enfrente, en territorio del Chaco Boreal, unas 1.200 familias pobres se quedaron sin viviendas y recibieron ayuda estatal consistente en alimentos y materiales para reconstruir sus casas, según la página digital de la oficina Emergencia Nacional.

Francisco realizará su visita a Paraguay entre el 10 y 12 de julio, como final de su gira pastoral por Ecuador y Bolivia.