Italia cierra consulado en Nueva Jersey

Italia cerrará su consulado en Newark. Nueva Jersey, el estado jardín, conocido por sus raíces con conocidas personalidades de origen italiano como Frank Sinatra, Tony Soprano, Frankie Valli y Samuel Alito, perderá sus lazos oficiales con el país europeo.

El consulado de Newark constituye una de las bajas a causa de los problemas económicos que tienen lugar a 6.760 kilómetros (4.200 millas) de distancia en Italia, a causa de la recesión de la economía, un gobierno que necesita dinero y la crisis de la zona del euro.

La oficina situada en un rascacielos del centro de Newark tiene previsto cerrar en marzo. Una oficina viceconsular más pequeña que ofrecerá servicios limitados abrirá en Trenton.

La noticia ha provocado la ira de los italianos en Nueva Jersey, que constituyen el cuarto estado con el mayor número de ítalo-estadounidenses, y el segundo en el número de inmigrantes italianos.

Nueva Jersey tiene 1,49 millones de habitantes con orígenes italianos, un 17% de la población del estado, según el censo del 2010.

"Nosotros los italianos nunca nos quedamos sentados ante algo", comentó el representante Bill Pascrell, de origen italiano, de Paterson, quien cabildea para que el embajador italiano Claudio Bisogniero mantenga abierto el consulado.

La embajada italiana en Washington informó que unas 4.000 personas usan los servicios consulares anualmente. Reciban ayuda con el procesamiento de visas, pasaportes y otros documentos.

La respuesta para muchos de ellos en el norte de Nueva Jersey es recurrir a la oficina de Nueva York. Mientras que el consulado de Filadelfia servirá a los residentes del sur del estado.