Primer ministro chino inicia visita a Brasil

El primer ministro chino Li Keqiang inició el martes una visita a Brasil con el objetivo de impulsar un ambicioso proyecto que unirá por tren la costa atlántica del país con un puerto peruano sobre el Pacífico y anunciará inversiones y acuerdos comerciales por miles de millones de dólares.

En total, se espera que Li y la presidenta brasileña Dilma Rousseff anuncien el martes unos 30 proyectos por unos 50.000 millones de dólares, de acuerdo con funcionarios brasileños.

La llegada de capitales chinos es oportuna para los brasileños, cuya economía se contraerá al menos 1% este año, según los pronósticos.

La construcción de la vía férrea entre la costa del estado de Río y un puerto peruano sobre el Pacífico que atravesará la selva amazónica y la cordillera de Los Andes está valuada en 30.000 millones de dólares. Se espera que la mayoría de las obras sean ejecutadas por firmas brasileñas, aunque empresas chinas podrían presentarse a licitaciones para construir algunos segmentos.

Brasil generalmente prefiere costear los gastos de grandes proyectos, según Renato Baumann, experto en asuntos internacionales del instituto de Investigaciones Económicas Aplicadas, un organismo estatal brasileño.

"Pero el Estado se está quedando sin aliento. Hay un desequilibrio fiscal y un déficit en los ahorros del gobierno", manifestó. "El Estado no puede hacer muchas inversiones importantes", lo que hace que el dinero chino resulte vital.