GB: Cadena perpetua a enfermero que mató a pacientes

Un enfermero fue sentenciado a cadena perpetua por envenenar y matar a pacientes en un hospital británico. Victorino Chua pasará al menos 35 años en la cárcel antes de que pueda considerarse su liberación, se informó el martes.

Chua fue sentenciado por matar a dos pacientes en el Hospital Stepping Hill en Stockport, cerca de Manchester.

El juez Peter Openshaw señaló que Chua "cometió un horrible crimen y ahora debe pagar el precio".

Los detectives describieron al enfermero de 49 años como un psicópata narcisista.

La policía encontró una nota donde él mismo escribió "existe un demonio dentro de mí". Las muertes sucedieron en 2011.

Durante la investigación se encontró que el enfermero inyectó insulina en ampolletas y sueros. Otros enfermeros que desconocían la adulteración de las sustancias las usaron, lo que causó sobredosis de insulina.

La mayoría de sus víctimas se recuperaron, pero dos de ellas murieron y una tercera sufrió daño cerebral.