Texas podría quedarse sin droga para ejecuciones

El estado del país donde más reos se ejecutan afirma que no cambiará la droga que usa en las ejecuciones, pero no explica cómo mantendrá las existencias, que se acaban este mes.

"No hemos cambiado el protocolo de ejecuciones y no tenemos planes inmediatos de hacerlo", dijo Jason Clark, portavoz del Departamento de Justicia Penal de Texas, en un comunicado enviado el jueves a The Associated Press, poco antes de que el estado realizara su doceava ejecución en lo que va de año. Clark no explicó cómo el estado conseguirá la droga.

Texas cambió el año pasado su protocolo a una sola dosis letal del sedante pentobarbital después que una de las sustancias que usaba en una combinación de tres comenzó a escasear y las reservas se acabaron.

Otros estados donde se aplica la pena muerte han enfrentado problemas similares después que algunos suministradores prohibieron el uso de las sustancias para ejecuciones o se han negado, bajo presión de los que se oponen a la pena capital, a fabricarlas o venderlas para ese uso.

En los últimos dos años el pentobarbital se ha usado solo o con otras sustancias en todas las ejecuciones en Estados Unidos.

Algunos de esos estados, como Georgia, han dicho que acuden a farmacias especializadas para comprar el pentobarbital. Esas farmacias mezclan sustancias para medicamentos o drogas especializadas y no están bajo el control de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés). Es difícil conocer exactamente cuántos estados han usado o planean usar este tipo de farmacias para conseguir drogas para las ejecuciones porque los gobiernos estatales con frecuencia se niegan a revelar la fuente de suministro de esas sustancias.

Misuri, por ejemplo planea usar el propofol, un anestésico tristemente conocido por la muerte de la estrella Michael Jackson en 2009, para las ejecuciones de dos asesinos planeadas más adelante este año.

___

El periodista de The Associated Press Juan A. Lozano, en Houston, contribuyó a este despacho.