Senado francés aprueba reforma pro empresarial

El Senado francés, de mayoría conservadora, aprobó el martes un proyecto de reforma económica que favorece a los negocios. La propuesta fue realizada por el gobierno socialista, lo que ha provocado una rebelión al interior de las filas del partido.

Los senadores aprobaron la propuesta el martes por 185 votos a favor por 44 en contra.

Durante el debate en la Asamblea Nacional, la cámara baja, en febrero pasado, el gobierno tuvo que invocar poderes especiales para introducir el proyecto de reforma sin tener que pasar por una votación y así contrarrestar una rebelión de algunos parlamentarios socialistas.

La propuesta de reforma ahora se discute en una comisión compuesta por parlamentarios de ambas cámaras.

En caso de no llegar a un acuerdo, la Asamblea Nacional tiene la última palabra, pero el gobierno podrá utilizar nuevamente sus capacidades especiales.

La propuesta incluye reformas a varias medidas que permiten que más negocios operen los domingos y por las tardes, y la reducción de protecciones en los lugares de trabajo.