Protestan contra el presidente en Burundi; hay un muerto

Una persona murió el domingo en un enfrentamiento con la policía de Burundi en una de las diversas manifestaciones escenificadas en la capital, Bujumbura, en tanto que el gobierno ha prohibido que continúen las protestas callejeras contra la decisión del presidente Pierre Nkurunziza de buscar un tercer periodo en el cargo.

Uno de los inconformes falleció de un disparo en el sector Musaga de la capital, dijeron testigos, que solicitaron que no se les identificara porque temían por su seguridad.

Cuando menos 14 personas han perdido la vida y 216 han resultado heridas durante las protestas efectuadas desde el 25 de abril, cuando el partido gobernante anunció que Nkurunziza sería su candidato presidencial para los comicios de junio.

El gobierno de Nkurunziza dispuso que todos los funcionarios regresen a trabajar y todas las escuelas reanuden clases para el lunes, de acuerdo con un comunicado que leyó el sábado el ministro de Defensa, general Pontien Gaciyubwenge.

Más de 50.000 burundeses han huido a países vecinos por temor a estallidos de violencia, según la agencia de Naciones Unidas para los refugiados.

El domingo unas 200 mujeres marcharon por la capital hacia la plaza de la Independencia pero la policía les cerró el paso.

Muchos consideran la nueva postulación de Nkurunziza como una infracción a los acuerdos de Arusha que pusieron fin a la guerra civil de Burundi en la que murieron más de 250.000 personas.

De acuerdo con la constitución de Burundi, un presidente puede ser elegido hasta por dos periodos de cinco años. Nkurunziza sostiene que puede postularse para un tercer periodo porque el parlamento lo eligió la primera vez y por ello tiene la opción de un segundo periodo en las urnas.

Estados Unidos y la Unión Africana han dicho que Nkurunziza no debería buscar un tercer periodo como presidente.