Jimmy Butler es elegido el jugador de mayor mejoría de NBA

Hubo un tiempo en el que Jimmy Butler fue expulsado de su casa en su adolescencia sin lugar a dónde ir. Ha recorrido un largo camino desde entonces.

El base de los Bulls de Chicago fue nombrado el jugador de mayor mejoría de la NBA el jueves después de ser elegido a su primer Juego de Estrellas y de registrar el máximo promedio en puntos de su carrera.

"Sentía que en cualquier nivel en que jugara, ya sea en nivel post secundaria o en Marquette, se suponía que yo no debería estar ahí", dijo Butler. "De alguna manera, con la gente que tuve a mi lado, hallé la forma de abrirme paso".

Butler, de 25 años, recibió 92 de 129 votos al primer lugar y 535 puntos totales de un panel de periodistas y comentaristas deportivos. Draymond Green, de los Warriors de Golden State, terminó en segundo puesto (11 votos de primer lugar, 200 puntos) y Rudy Gobert, del Jazz de Utah, en tercero (12, 189).

"Es un testamento a su ética de trabajo y por lo que ha logrado", aseguró el entrenador de los Bulls, Tom Thibodeau. "Cada año ha ido mejorando mucho. Pienso que ahora esto está siendo reconocido por mucha gente. Por donde se encuentra en este momento, en comparación con el lugar donde estaba hace cuatro años, él ha dado un salto gigantesco"

Que el premio haya sido otorgado a Butler no es sorpresa dada la mejora que mostró mientras ayudaba a los Bulls a contrarrestar las lesiones para ganar 50 partidos.

"Me siento muy contento por él", declaró su compañero Joakim Noah. "Muy bien merecido. Es alguien que ha trabajado extremadamente duro. Estoy feliz por Jimmy".

Butler pasó tres años en Marquette antes de ser elegido por los Bulls en la 30ma selección general del draft de 2011.

En su cuarta temporada en la NBA, el base pasó de promediar 13,1 a 20 puntos por partido. Su porcentaje de tiro de campo mejoró de 39,7 a 46,2%, su promedio de rebotes subió de 4,9 a 5,8 por juego y el de asistencias se disparó de 2,6 a 3,3 por partido.

Butler también está a la espera de un contrato millonario como agente libre con restricciones después de que él y los Bulls no lograron un acuerdo para una extensión de contrato antes de la temporada regular. En ese entonces el jugador dijo que estaba apostando por él mismo, y tal parece que se sacó la lotería.