Woods sufre de insomnio por rompimiento y muerte de su papá

Tiger Woods se sintió el martes fuera de forma y cansado durante su aparición en The Players Championship -- fuera de ritmo porque ha jugado un torneo en tres meses, fatigado a causa de su vida personal.

Admitió que eso se debe, en parte, a su rompimiento con Lindsey Vonn.

Woods y la campeona olímpica de esquí anunciaron el domingo, de forma conjunta, su rompimiento luego de más de dos años de relación debido a sus cargadas agendas.

"Obviamente, me afecta", dijo Woods tras nueve hoyos de práctica en el campo TPC Sawgrass. "Es complicado. No hay duda. No mentiré al respecto. Y además de eso, esta época del año es muy, muy difícil para mí".

El domingo fue el noveno aniversario de la muerte de su padre y el martes se cumple otro año del funeral de Earl Woods, realizado en el Centro de Aprendizaje Tiger Woods.

"No he dormido", aceptó. "Estos tres días, del 3 al 5 de mayo, son brutales para mí. Y además con lo que sucedió el domingo se vuelve más difícil".

Sus momentos en el campo tampoco han sido sencillos, aunque Woods cree que está progresando.

Woods viene de una notable actuación en el Masters -- no tanto para sus estándares previos, pero si para su nivel reciente.

Su juego intermedio fue realmente malo cuando firmó 82 golpes en el Abierto de Phoenix, en el que no hizo el corte por 12 impactos, y en Torrey Pines, donde se retiró luego de 11 hoyos debido a molestias en la espalda. Woods se ausentó hasta arreglar esos asuntos.

En Augusta National, lució como si nada de eso hubiera pasado. Nunca tuvo oportunidad de ganar -- y no muchos la tuvieron de la forma en que jugó Jordan Spieth -- y terminó empatado en el sitio 17.

Woods no se clasificó al Match Play Championship de la semana anterior porque, por primera vez desde que entró a la gira en 1996, está fuera de los 100 mejores del mundo. Y no sonó del todo optimista de extender su momento del Masters a un campo en donde ha acariciado la gloria y el infierno. Ganó el Players la última vez que participó en 2013. El año pasado no lo jugó mientras se recuperaba de una cirugía en la espalda. Fue su segundo triunfo en TPC Sawgrass. Además terminó segundo detrás de Hal Sutton en 2000. Pero también ha sufrido dos retiros aquí, y ha terminado seis ocasiones fuera de los primeros 20.