GM anuncia fuerte inversión en EEUU para próximos 3 años

General Motors planea gastar 5.400 millones de dólares para mejorar sus fábricas en Estados Unidos en los próximos tres años y creará cerca de 650 nuevos puestos.

La compañía ofreció detalles el jueves sobre su inversión de 783,5 millones de dólares e indicó que el resto será anunciado en los próximos meses.

Las inversiones son anunciadas mientras las automotrices de Detroit se preparan para sostener negociaciones contractuales con el sindicato de trabajadores de la industria que iniciarán este verano, y al momento en que muchas automotrices --incluyendo GM-- anuncian sus planes para construir o ampliar sus fábricas en México a un menos costo. GM, al igual que otros fabricantes, está pisando terreno delicado entre mudar más producción al sur de la frontera y mantener feliz al sindicato con inversiones adicionales en Estados Unidos.

GM dijo que invertirá 520 millones de dólares en equipo para modelos futuros en su planta Delta Township cerca de Lansing, Michigan. El centro de preproducción de la compañía en Warren, Michigan, cerca de Detroit recibirá 139,5 millones de dólares por un nuevo equipo para el taller de carrocería y estampado de metales. Y la planta de estampado de metales en Pontiac, Michigan, recibirá 124 millones de dólares.

El vocero Bill Grotz no se aventuró a decir si los restantes 4,6 millones de dólares serán invertidos en expandir la planta de GM en Arlington, Texas, que fabrica camionetas deportivas. La planta opera a su máximo a fin de cumplir las demandas para vehículos como el Chevrolet Tahoe, que ha visto sus ventas aumentar 33% en lo que va del presente año. Los bajos precios de la gasolina han creado un cambio en el mercado estadounidense para autos y camionetas deportivas.

GM añadió que ha gastado 16.800 millones de dólares en sus plantas en Estados Unidos desde que salió de la bancarrota en junio de 2009, creando más de 3.650 nuevos empleos y preservando otros 20.700.

Pero en diciembre, la compañía anunció sus planes para invertir 5.000 millones de dólares para modernizar y expandir sus cuatro plantas en México. En marzo, la compañía informó que invertiría 350 millones de dólares en si planta de ensamblaje de Ramos Arzipe para que pueda fabricar el compacto Chevrolet Cruze, que también se fabrica en la planta de GM en Lordstown, Ohio, al este de Cleveland.

Un trabajador en México cuesta a las automotrices un promedio de ocho dólares por hora, incluyendo salarios y prestaciones. Eso se compara con los 58 dólares en Estados Unidos para General Motors, de acuerdo con el Centro de Investigación Automotriz, en Ann Arbor, Michigan.