Corte Suprema: Diputados de San Salvador no tomarán posesión

La Corte Suprema ordenó el martes que los 24 diputados electos por el departamento de San Salvador no tomen posesión el 1 de mayo como estaba previsto hasta que el Tribunal Supremo Electoral concluya el recuento de votos de las elecciones legislativas por el mismo departamento.

El fallo fue emitido luego de que el Tribunal Electoral solicitara a la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema se ampliara hasta el 21 de mayo el plazo para cumplir con la orden de hacer el recuento.

La Sala también estableció que las credenciales que el Tribunal Electoral ya entregó a estos 24 diputados tienen carácter provisional y quedan sujetas a los resultados del proceso que se ventila en ese tribunal.

La Sala argumenta que permitir la toma de posesión de diputados cuya elección es incierta, y que aún no se ha determinado con carácter definitivo en un proceso constitucional, "entrañaría un total irrespeto a la Ley Suprema, dado que al no establecerse la verdad electoral emitida en las urnas, tales personas carecerían de legitimidad constitucional directa derivada de la voluntad popular".

El fallo también señala que si estos 24 diputados tomaran posesión, sus actos serán nulos, no tendrán validez hasta que sean ratificados en sus cargos.

Según la resolución, en la nueva legislatura que asumirá el 1 de mayo para el periodo 2015-2018 sólo tomarán posesión 60 de los 84 diputados, y los del departamento de San Salvador se incorporarán hasta que se determine con claridad a los electos tras el recuento de los votos de los 2.872 paquetes electorales.

Según los resultados oficiales del Tribunal Electoral, en la nueva Asamblea Legislativa el Partido Arena tendría 35 diputados, el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional 31, la Gran Alianza por la Unidad Nacional 11, el Partido de Concertación Nacional 6, y el Partido Demócrata Cristiano uno, pero ninguno lograría la mayoría simple --43 de los 84 diputados-- necesaria para la aprobación de leyes o decretos.

Esta conformación de la Asamblea Legislativa obligaría a las fuerzas mayoritarias a buscar alianzas y sentarse a negociar con sus adversarios.

Pero si con el nuevo recuento Arena pierde un diputado y se lo adjudica Convergencia Democrática, la coalición entre el Frente, la Gran Alianza y Convergencia sumaría 43 diputados y sólo sería necesario negociar con Arena para la votación calificada de 56 votos.

La mayoría calificada es necesaria para la aprobación de préstamos y la elección del Fiscal General de la República, los magistrados de la Corte Suprema y la Corte de Cuentas.