Barsa, Man U y otros jugarán torneo de pretemporada en EEUU

Empeñados en conquistar el lucrativo mercado de Estados Unidos, gigantes del fútbol europeo como Barcelona, Manchester United y Chelsea jugarán en julio un torneo de pretemporada en varias ciudades de Estados Unidos.

La tercera edición del International Champions Cup se realizará entre el 11 de julio y el 5 de agosto, y por primera vez incluye un partido en el estadio Azteca de Ciudad de México, donde el club América enfrentará el 28 de julio al Porto de Portugal. También se jugará en ocho ciudades de Estados Unidos y en Toronto.

"Tenemos socios comerciales en todo el mundo, para quienes Estados Unidos es un mercado muy importante", destacó Jamie Reigle, director comercial de Manchester United, actual campeón del torneo.

París Saint-Germain, Fiorentina, y los equipos estadounidenses Galaxy de Los Ángeles, Red Bulls de Nueva York y Earthquakes de San José completan la parrilla. Los clubes de la MLS estarán en medio de su campaña regular, mientras que los europeos utilizarán el torneo para ponerse a punto para la temporada de 2015-16.

"Al Barcelona le gusta jugar torneos así para estar al nivel (para la siguiente temporada) y ayudar al fútbol a crecer en Norteamérica", señaló Eric Abidal, quien jugó seis temporadas con el club catalán entre 2007-13 antes de retirarse de las canchas en diciembre pasado.

Los organizadores del torneo señalaron que el duelo entre Manchester United y Real Madrid en 2014 en el estadio de fútbol americano de la Universidad de Michigan fijó un récord de asistencia para un partido de fútbol en Estados Unidos, con 109.318 espectadores.

Este año, buena parte del torneo coincide con la Copa de Oro de la CONCACAF, que se disputará del 7 al 26 de julio en 12 ciudades de Estados Unidos y una en Canadá. Carson, California, y Toronto albergarán partidos de ambos torneos con tres y cuatro días de diferencia, respectivamente, aunque los organizadores de la International Champions Cup no están preocupados por una posible saturación del mercado.

"Hay suficientes seguidores del fútbol en este país que van a ir a los partidos", expresó Charlie Stillitano, director de la compañía Relevent Sports que organiza el torneo. "La Copa de Oro se trata del orgullo nacional, de los mexicanos que van a ir a ver a México, de los salvadoreños que quieren ver a El Salvador, también los estadounidenses. No creo que haya ningún tipo de conflicto".

Lo que más preocupa a los organizadores es que los equipos europeos tengan de vuelta a sus estrellas latinoamericanas que jugarán en Chile la Copa América, el campeonato sudamericano de selecciones que empezará el 11 de junio, apenas cinco días después de la final de la Liga de Campeones, y que concluye el 4 de julio.

Los argentinos Lionel Messi (Barcelona) y Ángel Di María (Manchester United), y los brasileños Neymar (Barcelona) y David Luiz (PSG) son algunas de las figuras que estarán en la Copa América.

"La mayoría de los partidos (del torneo de pretemporada) son en la última semana de julio. Ya que hay futbolistas que jugarán la Copa América y que queremos que estén de vuelta, esto le da la oportunidad a los equipos europeos para contar con ellos", apuntó Stillitano.

Entre los partidos más destacados de la gira, Manchester United y Barcelona se enfrentarán el 25 de julio en el estadio en Santa Clara, California; el Barsa se topará con Chelsea el 28 de julio en Landover, Maryland; mientras que PSG jugará contra Chelsea y Manchester United el 25 y 29 de julio en Charlotte y Chicago.