Breve reunión de familias en la frontera tras deportaciones

Varias familias afectadas por la deportación pudieron reunirse brevemente durante una actividad especial en la frontera entre Estados Unidos y México.

El periódico U-T San Diego reporta (http://bit.ly/1J3W1ax ) que la oxidada valla del Border Field State Park fue abierta el domingo para el Día de los Niños, que se celebra en México en honor de los niños y las familias.

El padre Dermot Rodgers, organizador del evento, dijo que las breves reuniones también tuvieron como fin llamar la atención a lo que calificó de un sistema de inmigración disfuncional.

La valla sólo se había abierto una vez anteriormente, en 2013, desde que se construyó a mediados de los años 1990.

Las cuatro familias sólo tuvieron unos minutos para abrazarse. Para algunos, era la primera vez que se encontraban en varios años.

Muchas de las familias quedaron separadas cuando a algunos los deportaron a México tras vivir en Estados Unidos sin documentos.