Visa, MasterCard y AmEx podrían pronto ganar cargos en China

Los chinos están gastando billones de dólares con tarjetas de crédito y débito, y las compañías estadounidenses finalmente obtendrán una participación en ese mercado gigante.

China anunció el miércoles que compañías extranjeras como Visa, MasterCard y American Express pueden llevar sus redes de procesamiento de pagos a ese país, a partir del 1 de junio.

Las acciones de Visa y MasterCard repuntaron con la noticia.

La industria china de procesamiento de pagos es masiva, y hasta antes del anuncio, estuvo cerrada a empresas extranjeras.

Aunque extranjeros y residentes locales en la segunda economía más grande del mundo podían utilizar su tarjeta Visa o MasterCard, a las compañías se les cobraba una tarifa por procesar las transacciones a través de una firma aprobada por el gobierno llamada UnionPay. Las tarjetas Visa o MasterCard chinas tenían que ser comercializadas junto con la marca UnionPay.

Clientes en China gastaron 5,2 billones de dólares a través de UnionPay en 2013, según el banco Central de China, 48% más que el año previo. En comparación, Visa manejó 6,9 billones de dólares en transacciones en su red global el mismo año.

"China obviamente representa una oportunidad masiva para las redes (...) y las redes intentan desde hace años tener acceso" al país, dijo Sanjay Sakhrani, analista de Keefe, Bruyette & Woods.

A Visa, MasterCard y American Express se les permitirá ahora establecer sus propias redes en China a través de una subsidiaria, dijo el Consejo de Estado de China. La medida es un esfuerzo "para promover una competencia sana en el mercado de tarjetas bancarias del país", dijo el regulador.

La industria de procesamiento de pagos de China ha sido un asunto delicado entre Estados Unidos y la nación asiática durante algún tiempo. La Organización Mundial de Comercio determinó en 2012 que UnionPay era en efecto un monopolio aprobado por el gobierno.

Los procesadores de pagos obtienen la mayor parte de sus ingresos a través del cobro de cargos pequeños sobre cada transacción en sus redes. El acceso al creciente mercado de China podría generar una cantidad significativa de ingresos nuevos para Visa, MasterCard y American Express, una vez que establezcan una presencia ahí.

"Tenemos esperanza de que estas nuevas regulaciones permitirán participantes adicionales en el mercado doméstico chino", dijo Paul Cohen, vocero de Visa.

MasterCard señaló que el anuncio de China fue "un paso en la dirección correcta".

La acción de Visa subió el miércoles 2,66 dólares, o 4%, para cerrar en 68,01 dólares. La de MasterCard repuntó 3,43 dólares, también 4%, a 91,20 dólares.