UE abre caso antimonopolio contra gigante ruso Gazprom

La Unión Europea abrió el miércoles un proceso antimonopolio contra el gigante energético Gazprom, controlado por el gobierno ruso, en medio del empeoramiento de las relaciones entre Bruselas y Moscú.

La comisaria de Competencia de la UE, Margrethe Vestager, dijo el miércoles que el comportamiento de Gazprom en países comunitarios del centro y este de Europa, donde algunas veces controla completamente el mercado del gas, lo que constituye un abuso de su posición dominante.

Vestager dijo que está investigando la política de ventas de Gazprom en la mayor parte de la frontera oriental de la UE, desde Estonia en el norte a Bulgaria en el sur. Las quejas se centran en tres aspectos: La prohibición de que el gas fluya entre países, la imposición de precios injustamente altos y la exigencia de mantener el control de los gaseoductos a cambio del producto.

La medida llega luego de que las sanciones económicas y políticas impuestas por la UE a Rusia por su implicación en la violencia en el este de ucrania.

Gazprom tiene 12 semanas para responder a las acusaciones formuladas el miércoles por la UE.

La decisión de emitir un comunicado oficial con objeciones se produce luego de que algunos líderes comunitarios y Moscú alcanzasen un acuerdo de paz que suavizó el conflicto en el este de Ucrania, donde los rebeldes respaldados por Rusia combaten al gobierno e Kiev. La UE reclama desde hace tiempo que el presidente ruso, Vladimir Putin, ha estado alimentando el conflicto para beneficio de su país.

Si Rusia considera que la decisión tomada el miércoles está políticamente motivada, Vestager podría responder señalando el proceso antimonopolio abierto por la UE a Google la semana pasada, en el que se acusa al gigante estadounidense de internet de abuso de posición dominante.

El conflicto en Ucrania obligó al bloque de 28 países a reformular de pronto sus políticas energéticas para hacerlas menos dependientes de Rusia y Gazprom.

A nivel económico, el bloque es el mercado más lucrativo para Gazprom. Su dominio en algunos países le ha permitido jugar un importante papel en la política internacional. Al limitar el comercio de gas entre las ocho naciones de la frontera oriental de la UE, podría reforzar una política de "divide y vencerás" que le concede un poder excesivo, apuntó la UE.

Todas las empresas que operan en el mercado europeo -- sin importar que procedan de allí o no -- tienen que jugar según las normas comunitarias, agregó Bruselas.

___

El periodista de AP Raf Casert está en Twitter en http://twitter.com/rcasert