Dominicana: siete personas mueren en accidente aéreo

Una avioneta con siete personas a bordo se estrelló el lunes en un campo de golf de la zona turística dominicana de Bávaro-Punta Cana sin que ninguno de los seis pasajeros ni el piloto sobreviviera.

Enmanuel Souffront, quien preside la comisión que investiga las causas del accidente, dijo a los periodistas que de acuerdo con información preliminar el piloto trató de aterrizar de emergencia en el campo de golf pero chocó contra árboles y la aeronave se incendió. Algunos de los cadáveres quedaron incinerados.

Un equipo de técnicos revisaba los escombros para determinar las causas del siniestro. Los cuerpos fueron trasladados al instituto de patología forense para su análisis y tratar de identificarlos.

Héctor Olivo, vocero del instituto de aeronáutica civil, dijo que la aeronave PA-32 de la compañía Sky High Aviation Services se precipitó al suelo y se incendió poco después de despegar alrededor de las 1200 GMT del aeropuerto de Punta Cana, 200 kilómetros al oriente de la capital.

La aerolínea y las autoridades de aeronáutica se habían abstenido de revelar las identidades de las víctimas con excepción del piloto, que era el único dominicano.

Aunque la policía turística adelantó por la mañana, de forma preliminar, que en la aeronave viajaban tres mujeres e igual número de hombres de los cuales cuatro eran españoles y dos británicos, Olivo explicó a The Associated Press por la tarde que las autoridades aún no confirmaban con exactitud las nacionalidades de las víctimas.

La avioneta viajaba hacia la península de Samaná y se estrelló en un campo del golf adyacente a una zona residencial.

Cientos de turistas que se hospedan en el complejo Bávaro-Punta Cana viajan cada año entre febrero y abril a la península de Samaná para observar a las ballenas jorobadas.

Se trata del peor accidente aéreo registrado en las cercanías del afamado centro turístico de Punta Cana.

En octubre de 2014 un avión British Aerospace Jetstream 31 de la compañía dominicana Air Century se incendió al chocar con árboles luego de salirse de la pista de aterrizaje del aeropuerto de Punta Cana. Sólo tres de los 13 pasajeros resultaron con heridas leves.