Publican registro de entrenamiento de policía de Tulsa

Los abogados defensores dieron a conocer el sábado parte de los registros de entrenamiento del policía reserva de 73 años acusado de homicidio no premeditado por la muerte de un sospechoso desarmado en Oklahoma.

El expediente de Robert Bates incluye certificados que muestran el entrenamiento recibido, reportes de evaluación de trabajo, y registros de preparación y entrenamiento para el uso de armas de fuego desde 2008.

Los abogados de Bates afirmaron que los registros de 64 páginas dados a conocer a The Associated Press y otras organizaciones noticiosas incluyen registros copiados por Bates y que mantuvo para sí mismo. Aunque existen lagunas de tiempo en los documentos, algunos de ellos parecen indicar que Bates era competente en armas de fuego y decenas de cursos de entrenamiento.

"Hoy, por primera vez, sentimos que alguien comienza a tomar en cuenta el otro lado del caso respecto a sus cualificaciones", dijo Scott Wood, abogado de Bates luego que se dieran a conocer los documentos.

Bates sostiene que sacó la pistola por error en lugar del arma paralizadora al momento de dispararle a Eric Harris el 2 de abril mientras yacía en el piso. Ha sido acusado de homicidio en segundo grado.

Un día antes, el policía reserva del condado Tulsa puso en duda un reporte del Tulsa World de que se les había ordenado a los supervisores del departamento de policía falsificar los registros de entrenamiento.

El World informó que al menos tres de los supervisores de Bates fueron transferidos por rehusarse a las peticiones, y señaló que consultó con varias fuentes que hablaron bajo condición de anonimato, pero no identificó si esas fuentes eran cercanas a la investigación.

Bates dijo al programa "Today" de NBC el viernes que estaba certificado para su puesto y contaba con la documentación para probarlo.

El abogado de la familia de Harris --quien ha cuestionado las capacidades de Bates como policía de reserva-- no respondió el sábado a solicitudes de comentarios. No hubo respuesta a las llamadas a la fiscalía de distrito y la oficina del jefe de policía refirió a Wood todas las preguntas referentes al caso.

"Quiero hacer todo lo posible para asegurarme de que la gente sepa que estas acusaciones de falsificación de registros son mentira", comentó Wood.