Muere a los 91 años A. Taubman, filántropo y constructor

El magnate de los bienes raíces A. Alfred Taubman, multimillonario de Michigan que vio su éxito empresarial y filantrópico ensombrecido por una condena penal al final de su carrera, murió el viernes por la noche. Tenía 91 años.

Su hijo Robert S. Taubman, presidente y director ejecutivo de Taubman Centers, Inc., dijo que su padre había muerto de un ataque al corazón.

Taubman donó cientos de millones de dólares a universidades, hospitales y museos, y era un gran partidario de la investigación con células madres. Su éxito corporativo abarcaba los bienes raíces, las galerías de arte y la cadena de restaurantes A&W.

Pero fue su transformación de cómo compra la gente --con el aparcamiento al frente, y tiendas reunidas en un único lugar-- lo que dejó huella en la cultura estadounidense.

En 2001 fue condenado en un escándalo de arreglo de precios relacionado con su casa de subastas Sotheby's, y estuvo en torno a un año en prisión, aunque negó con persistencia su implicación en el caso.