Millones de abejas escapan tras volcadura de camión

Un camión que transportaba millones de abejas se volcó el viernes sobre una autopista al norte de Seattle, lo que provocó que apicultores llegaran al lugar para intentar rescatar la mayor cantidad de insectos posibles.

El camión acababa de ingresar a la Interestatal 5 alrededor de las 3:30 a.m. cuando se volteó sobre un costado y dejó caer su carga de 448 colmenas, o cerca de 13,7 millones de abejas, de acuerdo al patrullero de caminos de Washington, Travis Shearer. El conductor, de 36 años y originario de Idaho, no resultó lesionado.

La empresa propietaria de los insectos, Belleville Honey and Beekeeping Supply de Burlington, envió apicultores para recuperar la mayor cantidad posible, y las abejas cubrían sus trajes protectores mientras ellos intentaban realizar su trabajo.

Las abejas se volvieron más activas al salir el sol y el clima se calentaba, por lo que los bomberos tuvieron que esparcir una capa de espuma en algunas cajas para matar a los insectos por razones de seguridad.

Muchas de las colmenas seguían sobre la autopista unas siete horas después del accidente, antes de que un montacargas comenzara a recogerlas y depositarlas en un camión de volteo, señaló Shearer. La mayoría de las colmenas habían sido aplastadas.

"Estoy seguro que las llevarán a algún lado e intentarán rescatar lo más que puedan, pero pueden hacerlo en un lugar más seguro que la Interestatal 5", dijo.

Las abejas eran transportadas de Sunnyside, en el centro de Washington, a una granja de moras en Lynden, una ciudad cerca de la frontera con Canadá a unos 160 kilómetros (100 millas) al norte de Seattle, de acuerdo a Shearer.

Prensa y equipos de socorro tuvieron que espantar a las abejas con las manos para poder hacer su trabajo.

"Creo que todos resultaron con picaduras", comentó Shearer.

La televisora de Seattle KIRO colocó un resumen en video de su reportero en la escena lidiando con los insectos mientras realizaba su reporte.

La persona que contestó el teléfono en la compañía propietaria de las abejas dijo que no podía responder de inmediato a las preguntas relacionadas con el accidente.