EEUU: Distrito escolar se pone enérgico sobre vacunas

Funcionarios del distrito escolar de Spokane retiraron el lunes de clases a 143 estudiantes que no pudieron demostrar que recibieron las vacunas exigidas por la ley.

Más de 700 alumnos del segundo mayor distrito del estado carecen de documentos completos de vacunación, y se espera que esa cifra aumente, dijo Kevin Morrison, vocero del distrito. La enérgica medida comenzó el lunes por la mañana.

Se cree que el distrito de Spokane es el primero en el estado que emprende esta acción, señaló Morrison.

"Somos los líderes", dijo el funcionario. "Dada la concientización que tiene el mundo sobre la posibilidad de una pandemia, pienso que ciertamente no es algo malo crear mayor consciencia".

Los estudiantes que son retirados de la escuela pueden regresar una vez que sus padres les consigan las vacunas exigidas, o firmen dispensas diciendo que se oponen a una o más vacunas, indicó Morrison.

El distrito de Spokane tiene aproximadamente 30.000 estudiantes, y 729 carecen de la documentación requerida, agregó.

La reciente epidemia de sarampión en el país llevó al distrito a revisar su índice de cumplimiento de vacunación, dijo Morrison. Lo que descubrieron los condujo a cambiar su proceso de operación y a exigir la documentación de cada niño. El portavoz no quiso conjeturar si otros distritos escolares en la región o el estado tomarían la misma medida.

Después de la epidemia de sarampión, funcionarios del distrito de Spokane descubrieron que alrededor de 6% de sus estudiantes carecían de documentos de vacunación apropiados. En febrero lanzaron un programa para informar a los padres que sus hijos necesitaban vacunación o documento de dispensa. El distrito escolar y el Distrito Regional de Salud de Spokane también realizaron una serie de clínicas sobre vacunación.

Eso ayudó a disminuir la tasa de falta de cumplimiento a cerca de 3%, señaló Morrison.

El asegurar que los estudiantes estén vacunados es complicado debido a que entre los alumnos del distrito de Spokane se hablan 60 idiomas diferentes, y aproximadamente 30% de los estudiantes abandonan su escuela cada año, indicó.

Rastrear las vacunaciones es especialmente difícil para alumnos que provienen de otros estados u otros países, añadió Morrison.

El tener la documentación completa es importante para proteger a los estudiantes, dijo Morrison. Por ejemplo, si hubiera una epidemia de sarampión en una escuela, a los directores les gustaría saber qué alumnos no han sido vacunados contra la enfermedad para poder enviarlos a su casa, señaló.