Roban oro valuado en 8,5 millones de dólares en México

Varios asaltantes robaron oro por un valor de más de ocho millones de dólares de una mina al oeste de México, informó la compañía minera en un comunicado mientras las autoridades afirmaron que sospechan de empleados o ex empleados de la empresa.

La empresa canadiense McEwen Mining Inc. explicó que el asalto sucedió en la mina El Gallo 1, en el estado de Sinaloa, y que los ladrones consiguieron llevarse 900 kilos de concentrado de oro que procesados y refinados producirían unas 7.000 onzas del preciado mineral, valuadas en unos 8,5 millones de dólares.

En una conferencia de prensa, Gerardo Vargas Landeros, secretario general de Gobierno del estado de Sinaloa, afirmó que el robo fue llevado a cabo por empleados o ex empleados, personas que conocían los movimientos de la minera.

"Fue premeditado, bien planeado, bien ordenado. Tiene que haber participado alguien que conoce el movimiento de ahí adentro. Alguien que si no está trabajando ahorita, trabajó anteriormente", dijo. "Tenemos la creencia nosotros de que podemos resolverlo pronto", comentó.

La empresa, que cuenta con seguridad propia, dijo que nadie resultó herido en el robo pero había sido armado, que no hubo daño material a las instalaciones y que siguieron desarrollando sus actividades con normalidad. También especificó que pese a los seguros la cobertura contratada por la compañía no alcanzará a cubrir la pérdida generada.

El procurador Marco Antonio Higuera Gómez declaró que cuentan con líneas importantes de investigación y contradijo lo comunicado por la empresa. "No hubo ningún asalto que pusiera en riesgo la vida de los trabajadores, pero por reservas de ley no puedo informar mayores detalles", expresó.

El coordinador de Seguridad en Sinaloa, el general retirado Moisés Melo García, dijo que se trata de un hecho aislado y que las inversiones extranjeras en el estado no corren peligro.

"Se está generando una estrategia para garantizar la seguridad a los empresarios del ramo", afirmó.

Agregó que los delincuentes, que habitan en la zona de Mocorito donde se encuentra la mina y de los que ya existen pistas, se dedican al robo de combustible que extraen del ducto de Petróleos Mexicanos que pasa por la región. Según el militar, esta es la primera vez que roban a una mina el oro que extrae del subsuelo.

Los problemas de seguridad para algunas empresas en México son serios. Tan sólo en los primeros nueve meses de 2014, el sistema de ductos en tierra de PEMEX se ha visto afectado por hasta 2.500 tomas clandestinas abiertas con el fin de robar combustible. El coste de lo robado en ese período asciende a 1.150 millones de dólares.

En febrero la situación se había complicado tanto que la compañía decidió dejar de transportar gasolina o diésel listo para usarse a través de los ductos.

En febrero la empresa minera Media Luna en el estado de Guerrero, al sur del país, se vio afectada por un secuestro de empleados. Miembros de un cártel detuvieron a un bus que trasladaba empleados con el objetivo de pedir un rescate por ellos.

Una universidad privada de un grupo educativo internacional suspendió actividades a principios de año en el estado fronterizo de Tamaulipas debido a intentos de extorsión y amenazas por parte del crimen organizado.

McEwn Mining Inc. con base en Toronto, también tiene minas en Argentina y Estados Unidos.