EEUU: Legisladores estudian detener recortes a Medicare

Los asesores de los dirigentes demócratas y republicanos de la cámara baja están negociando un acuerdo bipartidista para enmendar una ley que año tras año amenaza con recortar los pagos a médicos por Medicare, el programa gubernamental de asistencia médica para los ancianos.

Para el 1 de abril está prevista una reducción del 21%.

Los negociadores estudian recortes presupuestarios que compensen al menos parcialmente los costos de la medida, de acuerdo con cabilderos allegados a las conversaciones. El costo de derogar los recortes anuales es de aproximadamente 175.000 millones de dólares en 10 años.

Los cabilderos dijeron el miércoles que el paquete incluiría recursos para un programa de salud infantil que de otro modo se quedaría sin fondos el 1 de octubre. La extensión por cuatro años del Programa de Seguro de Salud Infantil costaría unos 10.000 millones de dólares.

Los cabilderos, que hablaron bajo la condición de anonimato para revelar información recibida del personal del Congreso, dijeron que las conversaciones continúan y podría haber cambios en los detalles. Dicen que los legisladores tendrían que resignarse a un proyecto temporal, tal como ha sucedido muchas veces en el pasado. Colaboradores del Congreso confirmaron que las conversaciones están en marcha, pero se negaron a dar más detalles.

"Todos somos conscientes" de la inminencia del plazo, dijo Michael Steel, vocero del presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner. "Lógicamente, congresistas y el personal de la conducción y las comisiones están discutiendo una gama de opciones".

Lo que está en discusión es una fórmula llamada tasa de crecimiento sostenible de una ley de recorte presupuestario de 1997 que incluyó límites a los reembolsos que reciben los médicos dentro del Medicare. Esa fórmula ha obligado reiteradamente al Congreso a enmendar recortes que con el tiempo se han vuelto excesivamente elevados.

Los legisladores de ambos partidos están ávidos por poner fin a la lucha anual para evitar los recortes y encontrar los fondos para pagarlo. Las discrepancias sobre cómo pagarlo ha sido durante mucho tiempo la disputa más ardua.