Bosnia arresta a 6 sospechosos de apoyar a Estado Islámico

Las autoridades arrestaron el miércoles a seis hombres sospechosos de apoyar el grupo Estado Islámico, incluso dos que supuestamente se aprestaban a viajar a Siria para combatir y que fueron arrestados en el aeropuerto de Sarajevo.

Boris Grubesic, vocero de la fiscalía, dijo que los arrestos se efectuaron en varias ciudades en cooperación con los servicios de inteligencia. Los sospechosos eran miembros de grupos religiosos radicales y se sospecha que financiaban y reclutaban combatientes.

Durante años, los servicios de inteligencia bosnios han vigilado a dichos grupos, así como a individuos, y más de una vez han allanado sus locales y detenido a sus líderes, que en su mayoría después quedaron en libertad por falta de pruebas.

El año pasado las autoridades arrestaron a Husein Bosnic, supuesto líder del movimiento salafí en Bosnia. El salafismo fue traído a Bosnia durante la guerra de 1992-95 por los musulmanes extranjeros que llegaron para combatir junto con los bosnios musulmanes contra serbios y croatas.

Bosnic es sometido a juicio por inspirar y reclutar a musulmanes jóvenes para combatir en Siria. Los expertos creen que unas 200 personas han partido para unirse al Estado Islámico y que 20 murieron en el campo de batalla.

El año pasado las autoridades promulgaron una ley que impide a los bosnios luchar en guerras extranjeras y los amenaza con penas de 10 años de prisión.

Vlado Azinovic, experto en terrorismo, con sede en Sarajevo, dijo que el movimiento salafí explota la situación económica bosnia y el desempleo superior al 40%. Agregó que la sociedad no les proporciona una compensación.

Según el perfil en Facebook de uno de los arrestados el miércoles --identificado por la prensa como Nevad Husidic, de 29 años_, los discursos de Bosnic fueron la inspiración para el joven que sobrevivía vendiendo artículos religiosos en el mercado.

"Denme un empleo, no aguanto más esta situación", dice uno de los comentarios de Husidic en 2012.