Rose lleva a Bulls al triunfo sobre Cavaliers

Derrick Rose se lanzó con fuerza contra el aro y escuchó esos familiares coros de "¡MVP! ¡MVP!" del público, que le proclamaba jugador más valioso. La estrella estaba en plena forma, y los Bulls también.

Rose anotó 30 puntos, y los Bulls de Chicago le propinaron a Cleveland apenas su segunda derrota en 16 partidos al vencer el jueves 113-98 a los Cavaliers.

El español Pau Gasol agregó 18 tantos y 10 rebotes. Tony Snell aportó 22, ayudando a contrarrestar una actuación de 31 unidades de LeBron James, y los Bulls mandaron otro fuerte mensaje de que han dejado atrás su mal momento.

Ganaron su cuarto partido en fila luego de sucumbir en 10 de 15, y entran a la pausa del Juego de Estrellas con ventaja de juego y medio sobre los Cavaliers en la cima de la División Central. Al frente del ataque estaba su ex MVP, un jugador que se perdió la mayor parte de las dos temporadas pasadas por lesiones en las rodillas.

"Sólo estoy dejando que mi juego venga a mí", comentó luego Rose. "Eso es todo lo que hago. Soy paciente con la pelota... intento leer a la defensa y pasar el balón a la gente adecuada que está libre".

¿Está satisfecho con cómo está jugando?

"Sí, muy satisfecho", admitió Rose.

Chicago lideró la mayor parte del juego ante el equipo más encendido de la NBA, y se despegaron en el último cuarto.

Ambos equipos tuvieron ausencias clave. Chicago jugó sin Jimmy Butler, quien tiene molestias en el hombro derecho. Cleveland estuvo sin Kevin Love, quien sufre de una abrasión en el ojo derecho.

Pero los Bulls hicieron lo suficiente para salir victoriosos.

Gasol consiguió su 14to 'doble-doble' seguido, la racha más larga de un jugador de los Bulls desde los 15 de Michael Jordan en 1988-89.

Rose fue agresivo desde el arranque, atacando el aro, y se quedó corto por dos puntos de su máxima producción de la temporada.

Snell volvió a responder tras fijar un récord personal de 24 puntos contra Sacramento el martes. Acertó nueve de 11 tiros a la canasta por segundo partido seguido.

Joakim Noah añadió 10 puntos, 15 rebotes y siete asistencias, mientras que Taj Gibson aportó 13.

Para Cleveland fue un partido algo letárgico tras su victoria ante Miami la noche anterior. Aun así, 14 triunfos en 16 partidos no es una mala forma de llegar al receso de temporada.

"Podemos ir al receso sintiéndonos bien con nuestras posibilidades de seguir adelante, y el conocimiento de que hay varias cosas que podemos mejorar y hacer mejor", dijo el técnico David Blatt. "Es una buena posición donde estar".

Con Love fuera, James no tuvo mucho respaldo, tras recibir un golpe accidental en el ojo de Mario Chalmers en el partido con el Heat, y sus muchas pérdidas de balón sólo empeoraron las cosas.

"Hallaré la solución. Eso no puede pasar, desde luego, para que ganemos a largo plazo", dijo James.

. Kyrie Irving acabó con 17 puntos pero sólo embocó seis de 18 tiros. Timofey Mozgov añadió 13 puntos y recuperó 11 rebotes.

Arriba por siete al irse al descanso, los Bulls anotaron los primeros ocho puntos del tercer cuarto para despegarse 63-48.

Los Cavaliers tuvieron una buena racha hacia el final del cuarto, quedándose a ocho de distancia con un triple de James Jones en los últimos segundos. Pero Rose atacó por la izquierda y eludió a dos defensas para dejar el balón en la canasta justo antes de la bocina, despertando el entusiasmo de la grada y enviando a Chicago al último cuarto con una ventaja 87-77.

A cinco minutos para el final, los Bulls se pusieron 105-86 arriba con un disparo de Rose desde 19 pies (5,8 metros).

"Buena actitud. Empezamos bien el partido", dijo Gasol. "Marcamos el ritmo pronto. Jugamos (bien) en defensa. Fuimos agresivos durante la mayor parte. Yo diría que una Buena estrategia y una buena actuación".