Cuba enfrentará a México en la final de Serie del Caribe

Cuba, que inauguró esta Serie del Caribe cayendo ante México y parecía destinada a un nuevo fracaso en el certamen, volverá a medirse al conjunto azteca, pero ahora en la final.

La novena cubana se impuso a Venezuela por 8-4, guiada por la ofensiva de Frederich Cepeda, quien bateó de 4-4 con cinco carreras impulsadas.

"No pensé en ser el héroe del juego. Solamente pensé en hacer mi trabajo en cada turno", comentó Cepeda.

Pese a clasificar a la semifinal con apenas una victoria sobre República Dominicana, Cuba se sublevó a los Caribes de Anzoátegui, que llegaron a esa instancia invictos con una foja 4-0. Contra todos los pronósticos, los Vegueros disputarán la final contra México, que derrotó 5-4 a República Dominicana.

Cepeda bateó un sencillo, dos dobles y un triple ante los relevistas venezolanos que no pudieron apuntalar la ventaja de cuatro carreras que dejó el abridor Daryl Thompson. Tiago Da Silva, Amalio Díaz, Kendy Batista, Richard Salazar, Jean Toledo y Hassan Pena se vieron incapaces de neutralizar el ataque cubano.

El toletero cubano aseguró que la tarea de introspección realizada por el grupo previo al partido rindió sus frutos.

"Ayer nos concentramos, hicimos reflexiones de los partidos que habíamos tenido anteriormente, en los que no habíamos tenido un buen resultado, un buen bateo y fallamos en diferentes partes del juego que nos hicieron caer en derrotas", reveló. "Hoy tuvimos la oportunidad de hacerlo bien y remontar un marcador de cuatro carreras impresionante".

Los Caribes tomaron rápida ventaja en el encuentro al rayar una vez en el tercer episodio y otras tres en el cuarto. Pero el bullpen se vino abajo y le permitió a la novena de Pinar del Río anotar tres veces en la sexta y cinco más en la séptima entrada.

Alfonso Urquiola, manager de Cuba, elogió la reacción de sus dirigidos.

"Ellos, desde el punto de vista mental, hicieron un gran ajuste", expresó. "Sabían el significado sobre todo de este juego que era crucial".

En contraste, el piloto venezolano Omar López lamentó que su pitcheo no pudiera contra Cepeda.

"Cuba vino hoy, aprovechó las brechas que le dimos, dieron los batazos necesarios, busqué la manera de cómo podíamos parar a Cepeda, poniéndole un zurdo, poniéndole un derecho y no se pudo parar a Cepeda", indicó. "Desafortunadamente no pudimos hacer nuestro mejor juego en el día de hoy. Si vamos a buscar culpables el culpable soy yo. Pudiéramos decir que si le fallé a Venezuela fui yo, los muchachos hicieron todo lo que pudieron hacer".

Hace unos días, parecía que Cuba sería la que fallaría, nuevamente.

Después de más de medio siglo de ausencia de la Serie del Caribe, los cubanos reaparecieron en la edición que se disputó el año pasado en Isla Margarita, Venezuela. Villa Clara quedó último con apenas una victoria en cuatro partidos.

Pese a un inicio poco auspicioso, el desempeño de Pinar del Río ha sido mucho mejor.

México buscará su tercera corona al hilo y cuarta en los cinco últimos años.

El abridor Terance Marin (2-0) lanzó seis buenas entradas y el receptor Alí Solís remolcó dos carreras por los representantes de México, Tomateros de Culiacán. Marin permitió dos carreras y cinco hits, con tres ponches y un boleto.

Solís impulsó las dos carreras con un doblete en tres turnos al bate y José Manuel Rodríguez se fue de 4-2, con dos anotadas.

"México no vino de vacaciones, estamos en una isla preciosa, pero no vinimos de vacaciones", indicó Benjamín Gil, dirigente de los Tomateros.

El conjunto mexicano se fue al frente en el segundo episodio, cuando aprovechó un boleto, tres sencillos, un error de la defensiva dominicana y un elevado de sacrificio para marcar tres carreras ante el abridor Elih Villanueva (0-1).

"La segunda entrada marcó la diferencia del partido", comentó el piloto dominicano Audo Vicente. "Nosotros dominamos el resto del juego, pero se puede decir que al final el resultado fue que no pudimos conectar de hit o producir en las horas apremiantes".

Villanueva duró dos entradas y dos tercios en las que admitió seis inatrapables y cuatro carreras, aunque sólo una fue limpia. Otorgó un boleto y abanicó a uno.

Culiacán sumó una anotación en la tercera y otra en la sexta entrada. Los Gigantes del Cibao, campeones de la pelota dominicana, descontaron con dos anotaciones en la sexta, agregaron otra carrera en la octava y una en la novena.

"Fallamos turnos grandes con hombre en tercera, que son los que marcan la diferencia con menos de dos outs", lamentó Vicente.

Jay Jackson sumó su primer rescate del torneo.