Seau, Bettis, Brown, Haley y Shields al Salón de la Fama

Junior Seau, Jerome Bettis, Tim Brown, Charles Haley y Will Shields fueron elegidos al Salón de la Fama del fútbol americano profesional.

El grupo de exaltados de 2015, anunciado el día previo al Súper Bowl, incluye también a los ex gerentes generales Bill Polian y Ron Wolf, además de Mick Tingelhoff, un centro que jugó con los Vikings de Minnesota entre 1962 y 1978.

Cinco nominados fueron eliminados en la votación final: Tony Dungy, Kevin Greene, Marvin Harrison, Orlando Pace y Kurt Warner.

Horas antes el sábado, el comité de selección redujo la lista de 15 finalistas de la época moderna al recortar a Morten Andersen, Terrell Davis, John Lynch y los entrenadores Don Coryell y Jimmy Johnson.

Un candidato necesita el 80% de los votos emitidos por 46 miembros de medios de comunicación para poder ingresar.

La ceremonia de inducción se llevará a cabo en agosto en Canton, Ohio.

Seau, elegido en forma póstuma, fue el único candidato que ingresó este año en su primera oportunidad. Se suicidó a los 43 años en 2012, y los investigadores que estudiaron su cerebro dijeron que mostraba señales de encefalopatía traumática crónica, una enfermedad relacionada con lesiones repetidas en la cabeza, incluidas las conmociones cerebrales.

Su muerte, menos de dos años y medio después de que su carrera en el terreno de juego llegó a su fin, resonó entre los jugadores de la liga, generándoles preocupaciones sobre el desgaste físico y emocional que el fútbol americano provoca.

Dos hijos de Seau lo representaron en el escenario con los otros siete hombres elegidos el sábado cuando el grupo de 2015 fue anunciado durante el espectáculo NFL Honors.

El carismático Seau, un linebacker que golpeaba duro y abarcaba lo más que podía, jugó en la NFL durante 20 temporadas, las primeras 13 de ellas con los Chargers de San Diego. Fue el jugador Defensivo del Año con San Diego en 1992, y miembro del equipo de Toda la Década de la liga en la de 1990.

Bettis, finalista por quinta ocasión, era un corpulento running back que comenzó una carrera de 13 temporadas llevándose honores de Novato del Año para los Rams. La coronó al ganar el Súper Bowl de 2006 con los Steelers en un partido disputado en su ciudad natal de Detroit.

Sus acarreos por 13.662 yardas se ubican quintos en la historia y registró ocho temporadas de cuando menos 1.000.

Cuando Brown se retiró luego de la campaña de 2004, se ubicaba en segundo sitio en la historia de la NFL con recepciones por 14.934 yardas, en tercer lugar con 1.094 balones atrapados, y también tercero con 100 atrapadas para touchdown.