Excandidato Zuluaga rindió interrogatorio en la Fiscalía

El excandidato presidencial Oscar Iván Zuluaga se presentó el viernes en la Fiscalía para un interrogatorio y alegó falta de garantías por parte del organismo que lo investiga por su relación con un experto en informática acusado de espionaje.

Luego del trámite judicial que se prolongó por más de cuatro horas declaró a los periodistas que si bien ha guardado silencio ante la prensa sobre las indagaciones de la Fiscalía, no puede decir lo mismo de los encargados del ente investigador que, dijo, constantemente filtran información reservada a los medios de comunicación.

"Las personas que dirigen la Fiscalía no han dado garantías y han actuado con interés político y mediático", dijo Zuluaga.

Tras pregonar su inocencia, observó que no está mal que se investigue a los integrantes de su colectividad, pero hizo hincapié en que "también se investigue con seriedad sobre los 12 millones de dólares presuntamente pagados a asesores del presidente (Juan Manuel) Santos" por parte de narcoparamilitares, según la versión de un narco preso en Estados Unidos.

Zuluaga es líder del movimiento Centro Democrático, por el cual fue abanderado presidencial, derrotado por Santos que ganó la reelección en junio.

Según la Fiscalía, el supuesto experto en informática Andrés Fernando Sepúlveda, capturado en mayo pasado, habría espiado a los delegados del gobierno y de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia en el proceso de paz que se adelanta en Cuba desde fines de 2012.

Sepúlveda les ha dicho a la Fiscalía y a medios de comunicación locales que el excandidato, su hijo David Zuluaga y el exasesor de la campaña Luis Alfonso Hoyos tenían conocimiento de sus actividades ilegales.

Los tres lo niegan.

Frente a la sede de la Fiscalía, el otrora aspirante fue acompañado por unas 300 personas que lanzaron gritos en apoyo suyo y en contra del fiscal Eduardo Montealegre.

Periodistas del canal Telesur denunciaron agresiones por parte de los simpatizantes de Zuluaga.

Los seguidores de Zuluaga y sobre todo de su jefe político, el expresidente Álvaro Uribe (2002-2010), han denunciado persecución política por parte de Montealegre y del gobierno de Santos.

David Zuluaga también será interrogado en los próximos días a través de internet desde Estados Unidos. Luis Alfonso Hoyos no asistió el miércoles a una citación judicial y según medios locales se encuentra en Miami.

En tanto, la Interpol emitió una circular roja para que se haga efectiva la captura en cualquier parte del mundo de María del Pilar Hurtado, ex colaboradora de Uribe que fue jefa de la policía secreta y que en Colombia está acusada de haber participado en labores de espionaje contra magistrados, periodistas, activistas y opositores del pasado gobierno.

A fines de 2010 Hurtado se asiló en Panamá con el argumento de que en Colombia no tenía garantías para enfrentar un juicio justo.

Pero en mayo de 2014, la Corte Suprema panameña declaró inconstitucional el asilo que le fue concedido en su momento.

Actualmente se desconoce el paradero de Hurtado, que siempre ha pregonado su inocencia y a quien Uribe ha defendido con vehemencia. Su abogado, Jaime Camacho, indicó a medios locales que habló con su defendida y que le dijo que tiene en mente presentarse a las autoridades colombianas, pero no le precisó ni dónde ni cuándo.

Sobre la reciente visita del presidente a París, Uribe aseveró que "Santos fue a Francia, sede de Interpol, a perseguir a María del Pilar Hurtado y a pedir impunidad para la Farc".

El mandatario de inmediato lo desmintió y dijo que en su gobierno no se persigue políticamente a nadie y que se las ha dado garantías a los opositores, ya de derecha, ya de izquierda.