Francia: pilotos intentaron salir de caza estrellado de OTAN

El accidente de un avión de combate F-16 en España, en el que murieron 11 personas --entre ellos nueve miembros de la fuerza aérea francesa-- se produjo después de que los pilotos griegos intentaron de eyectarse del avión durante un intento fallido de despegue, informó el jueves el jefe de la fuerza aérea francesa.

El general Denis Mercier dijo que el accidente del avión, que se estrelló contra al menos cinco aviones estacionados, fue completamente accidental y que no había medidas adicionales que podrían haberse tomado para evitarlo.

Los dos pilotos griegos a bordo del F-16 también murieron y 21 personas en tierra resultaron heridas, en lo que la OTAN calificó del peor accidente en un ejercicio de la OTAN en la memoria reciente. Algunos de los heridos siguen hospitalizados con quemaduras graves.

Los restos de los aviadores franceses fueron repatriados en avión el jueves.

Los investigadores españoles investigan por qué perdió potencia el caza durante su despegue el lunes, estrellándose contra aviones aparcados en la base aérea de Los Llanos, en Albacete, en el sureste de España. El choque produjo una serie de explosiones y un incendio importante.

Los pilotos griegos del F-16 y personal militar de otros seis países de la OTAN estaban participando en un ejercicio anual de capacitación de un mes llamado Programa de Liderazgo Táctico.

Los pilotos experimentados compiten ferozmente entre sí para participar en el programa, destinado a impulsar su capacidad táctica para que puedan manejar un gran número de aviones en vuelo.