El presidente Juan Manuel Santos reveló el lunes que dará conocer esta noche la postura oficial de Colombia sobre un fallo internacional en un pleito limítrofe con Nicaragua y en el que perdió porciones de su territorio marítimo ante la nación centroamericana.

"Esta misma noche. Estaba esperando precisamente a que pasara esta tempestad para pronunciarme sobre San Andrés", dijo Santos en la jornada a reporteros en la casa de gobierno.

La alocución está prevista para las 19 (0000GMT).

La "tempestad" a la que se refería el mandatario es la serie de paros y bloqueos viales que protagonizaron principalmente pequeños agricultores en las últimas semanas en distintos puntos del país, algunos de esos taponamientos resultaron en fuertes choques con la policía antimotines, pero que tuvieron un alto luego de varios acuerdos entre manifestantes y delegados del gobierno en los últimos días y el fin de semana.

En cuanto a la disputa limítrofe, Santos declinó anticipar cuál sería la postura oficial que asumirá Bogotá.

La respuesta colombiana se da 10 meses después de que la Corte Internacional de Justicia, con sede en La Haya, Holanda, fallara un caso que presentó Nicaragua en el 2001 reclamando la soberanía sobre islas sobre aguas del mar Caribe y cuyo dominio tiene Colombia.

En noviembre del 2012, la Corte resolvió que las islas --ubicadas a 720 kilómetros (450 millas) de la costa de Colombia y a 110 kilómetros (70 millas) del territorio continental de Nicaragua-- pertenecen a Bogotá y no a Managua, pero le concedió al país centroamericano una zona más grande de mar, lo que fue considerado por el gobierno colombiano como un error y un exceso de la alta corte.

Con el fallo, la Corte dijo que todo el archipiélago --desde las islas grandes como San Andrés, Providencia y Santa Catalina, así como sus siete cayos-- pertenece a Colombia.

Sin embargo, la CIJ redujo el espacio marítimo de dos de los cayos, Quitasueño y Serrana, que quedaron rodeados de aguas ahora nicaragüenses. Colombia oficialmente no ha dicho cuánta porción de territorio marítimo perdió y que algunos especialistas han calculado en al menos 75.000 kilómetros cuadrados.