Hawks irradian confianza, con 14 triunfos al hilo

Kyle Korver se adelantó en un rompimiento rápido, recibió un pase del dominicano Al Horford y vio que tenía la vía despejada para seguir hacia la cesta. Era una oportunidad inmejorable para demostrar que sí sabe realizar clavadas.

Y sin más, Korver lo hizo, por primera vez en más de dos años. Así de grande es la confianza que tienen los Hawks ahora.

DeMarre Carroll y Jeff Teague anotaron 17 puntos cada uno para encabezar una equilibrada ofensiva, y Atlanta igualó un récord de la franquicia el miércoles, con su 14ta victoria consecutiva, al vencer 110-91 a los Pacers de Indiana.

Pese a que el ataque estuvo bien repartido, Korver se robó el espectáculo, con su espectacular volcada.

"Había pasado mucho tiempo sin hacerlo", comentó Korver, sonriente y con la mirada fija en su compañero Dennis Schroder. "Dennis no creía que yo supiera hacer clavadas. Me preguntó si era la primera que lograba en mi vida".

En realidad, fue la 16ta en 12 años dentro de la NBA, de acuerdo con la firma STATS. Pero Korver no lo realizaba desde el 16 de noviembre de 2012, en Sacramento.

Transcurrieron 198 encuentros desde entonces.

"Ni siquiera sabía que era él", relató Horford, quien aportó 14 puntos, siete rebotes y cinco asistencias. "Cuando lo hizo, me tomó por sorpresa. No sabía que él podía realizar esto".

Los Hawks mejoraron su foja a un impresionante 35-8. Mike Budenholzer aseguró su lugar como el entrenador de la Conferencia del Este para el próximo Juego de Estrellas, a realizarse el mes entrante en Nueva York.

Budenholzer debería llevarse con él a varios de sus jugadores. Los Hawks sumaron 28 victorias en sus últimos 30 partidos, mostrando el tipo de trabajo en equipo que se ha convertido en su característica durante una temporada que nadie pudo pronosticar.

Diez de sus jugadores habían aportado puntos al medio tiempo. Los cinco titulares de Atlanta anotaron al menos 10 unidades cada uno, y el macedonio Pero Antic también terminó con 12 tantos.

CJ Miles lideró el ataque de Indiana con 18 unidades, pero el equipo acertó sólo el 39,7% de sus tiros de campo.

Por los Pacers, el argentino Luis Scola sumó 10 puntos, siete rebotes y una asistencia en 16:49 minutos de juego.

También el miércoles, Anthony Davis anotó 29 puntos y bloqueó cuatro disparos en su regreso tras una lesión en el dedo de un pie, y los Pelicans de Nueva Orleáns alargaron la peor racha perdedora de los Lakers en la temporada, a seis juegos, al imponerse 86-80 a Los Ángeles.

"El equipo hizo un gran trabajo. Me buscó y yo traté de tener el balón en ciertas situaciones", comentó Davis, quien dijo que apenas notó dolor en el dedo gordo de su pie izquierdo.

Kobe Bryant volvió tras ausentarse dos partidos como parte del plan del entrenador Byron Scott, de darle descanso extra en la temporada al astro de 36 años. Anotó 14 puntos gracias a seis encestes en 14 intentos - no fue la actuación dominante que los Lakers necesitaban para sobreponerse a Davis y compañía.

Eric Gordon tuvo 17 tantos y una cifra máxima en la campaña con 10 asistencias por Nueva Orleans. Tyreke Evans agregó 19 puntos y Quincy Pondexter totalizó 12 unidades.

Jordan Hill contabilizó 15 puntos y Wayne Ellington añadió 12 por Los Ángeles, que encestó apenas el 37% de sus disparos (28 de 76) en el partido y apenas 4 de 20 en el último periodo.

En otros partidos, los Knicks de Nueva York se impusieron 98-91 a los 76ers de Filadelfia, para hilar dos victorias en fila después de una seguidilla de 17 tropiezos, y los Cavaliers de Cleveland vencieron 106-92 al Jazz de Utah para sumar cuatro triunfos consecutivos.

Además, los Hornets de Charlotte superaron 78-76 al Heat de Miami; los Grizzlies de Memphis vencieron 92-86 a los Raptors de Toronto; los Mavericks de Dallas doblegaron 98-75 a los Timberwolves de Minnesota; los Pistons de Detroit derrotaron 128-118 al Magic de Orlando, y los Nets de Brooklyn se impusieron 103-100 a los Kings de Sacramento.

En el último partido de la jornada, los Warriors de Golden State sumaron su 17ma victoria consecutiva en su cancha al imponerse a los Rockets de Houston por 126-113.