Knicks sufren 16ta derrota seguida, ahora en Londres

Aunque estaban en un viaje de negocios, los Bucks lucieron tan relajados como en vacaciones. Y los Knicks comprobaron que son igualmente malos al otro lado del Atlántico.

O.J. Mayo anotó 22 puntos, Brandon Knight añadió 20 y robó seis balones, y Milwaukee humilló el jueves 95-79 a Nueva York en Londres.

Luego de aprovechar su visita para conocer algunos lugares famosos de Londres, los Bucks consiguieron una victoria fácil contra el peor equipo de la NBA.

"Fue un viaje maravilloso para nuestro equipo", consideró Mayo. "Reforzamos los vínculos entre los jugadores, pasamos un gran momento paseando... Fue placentero"

Los Knicks siguieron ampliando un récord indeseable de la franquicia, al sufrir su 16ta derrota seguida.

Ni el regreso de Carmelo Anthony y Amare Stoudemire ayudó a los Knicks, que tienen una foja de 5-36. Dejaron claro por qué han perdido 26 de sus últimos 27 partidos.

En etas condiciones, la lucha desigual difícilmente satisfizo las expectativas del público durante el partido anual de la NBA en Londres, con el que la liga busca promoverse en el extranjero.

Los Bucks tomaron la ventaja por 12-0, la ampliaron a 24 puntos en el segundo periodo y nunca permitieron que Nueva York se acercara a menos de 11.

Nueva York falló sus primeros 10 disparos --tres en tan sólo seis segundos-- y cedieron 14 rebotes ofensivos, incluidos 10 en la primera mitad.

"No nos dimos mucha oportunidad de ganar después de los primeros minutos", reconoció el entrenador de los Knicks, Derek Fisher.

Anthony lideró a los Knicks con 25 unidades. Stoudemire se fue sin puntos durante ocho minutos de acción en la primera mitad y no jugó después de la pausa.

Debido a un problema de rodilla, Anthony se perdió los seis compromisos anteriores, mientras que Stoudemire estaba marginado desde el 25 de diciembre, también por una lesión de rodilla.

El argentino Pablo Prigioni jugó apenas 4:51 minutos por los Knicks. Cometió una falta.